• Caracas (Venezuela)

Siete Días

Al instante

Una red sólo para antiimperialistas

Facepopular quiere desplazar a Facebook, pero clonando sus ideas en una versión latinoamericana / BBC Mundo

Facepopular quiere desplazar a Facebook, pero clonando sus ideas en una versión latinoamericana / BBC Mundo

En lugar de caritas felices, ofrece los rostros de Hugo Chávez, Che Guevara y las madres de la Plaza de Mayo; los llaman “emoperones”, en lugar de emoticones. Es Facepopular y se considera la “competencia” latinoamericana de Facebook.  La creó un grupo de argentinos afectos al gobierno de la presidente Cristina Kirchner con el fin de luchar contra el “espionaje estadounidense” en Internet. En 3 semanas ha ganado más de 100.000 seguidores. Sin embargo, expertos aseguran que el sitio web es tan o más inseguro para los usuarios que las redes sociales que quiere reemplazar

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Su nombre es Facepopular. El nacimiento de esta red social latinoamericana que tiene como meta desplazar a Facebook fue uno de los asuntos más comentados en Twitter el jueves 11 de julio. “¿Es una joda?”, preguntaron ese día muchos usuarios. En seguida, alguna gente atribuyó su creación a la página humorística venezolana El Chigüire Bipolar. Más de un cibernauta escribió que una web con ese nombre no podía ser sino la respuesta de algún bromista ante las declaraciones de la ministra del Sistema Penitenciario, Iris Varela, que el miércoles 10 de julio, a las 10:58 am, publicó en Twitter a través de su cuenta @irisvarela: “Compatriotas: cancelen sus cuentas en Facebook ya que sin saberlo han trabajado gratis como informantes de la CIA! Revisen caso Snowden!”. No contenta con el llamado, cuatro minutos después, la funcionaria añadió en otro tuit: “Países y personas víctimas del espionaje gringo deben demandar a EE UU justa indemnización por ese hecho! Vamos, a quebrar la economía de USA!”. Sin embargo, Varela no hacía su solicitud precisamente desde un medio de comunicación del Estado venezolano, sino desde una red social nacida en el corazón de ese imperio que, según su criterio, amenaza a todos.
Asunto gaucho.Pero www.facepopular.net no es producto de una burla de la oposición. Ni siquiera es un proyecto made in la República Bolivariana de Venezuela. Se trata de una iniciativa nacida de un grupo de ciberactivistas argentinos motivados (como Varela en sus tuits) por las revelaciones del espía estadounidense Edward Snowden, que hizo público cómo el gobierno de Estados Unidos utilizaba un programa para extraer información de los principales servidores y acceder a datos de millones de personas fuera de ese país.  El diario La Nación de Argentina publicó que  Facepopular era una red social creada por afectos al gobierno de Cristina Kirchner para “conectar a militantes de toda Latinoamérica, y de esta manera desplazar a Facebook, por lo menos en estas latitudes”. El periódico atribuía la idea al presidente de la Federación Tierra y Vivienda de Argentina, Luis D’Elía. Sin embargo, el grupo de creadores desmintió esta versión.  Los administradores de Facepopular sí reconocen que pertenecen a un movimiento político llamado 8n Yo No Voy, que se encargó de utilizar las redes sociales para llamar a la población argentina a no asistir a las marchas contra el gobierno de Kirchner en noviembre de 2012. Son –no lo niegan– oficialistas. Pero a la vez dicen no ser financiados por el Gobierno de su país. Juan Carlos Romero, periodista y asesor de empresas digitales, es uno de los seis creadores. Por correo electrónico declara que no recibieron dinero alguno: “La iniciativa fue voluntaria y es producto del esfuerzo de sus seis creadores, los que han puesto su trabajo y ahorros personales en esto, sin apoyo económico oficial ni partidario”.

Pero no es lo que dice La Nación o la BBC de Londres que atribuyen el financiamiento al Gobierno.La periodista de la web BWN Argentina Celeste Fassbinder va más allá: asegura que Facepopular “está enteramente controlada por las corporaciones que están destruyendo el país gracias a su socia Cristina Fernández de Kirchner”. Romero critica a sus detractores y dice que sus ataques que sólo le hacen publicidad al sitio. No esconde el nombre del equipo que lo acompaña: Cuestas Garzón, docente; Jorge Schussheim, publicista; Inés Álvarez Gelves Heffes, diseñadora; Ezequeil Cadailhon, productor audiovisual, y Matías Reynolds, experto en informática. “Nos unimos para trascender el ámbito de Facebook ante los hechos recientes de espionaje que son de dominio público”, recalca en un email.   El grupo no se conforma con la red social, entre los proyectos están la creación de una radio, un periódico y una televisión para Internet, todo reunido con el nombre de Redpopular. Su documento constitutivo define que es “un grupo de medios en línea orientados a difundir las expresiones populares que no encuentran eco o son invisibilizadas por las corporaciones,  los conglomerados mediáticos al servicio de los centros de poder”.Los administradores de Facepopular refieren que han superado la cifra de 100.000 inscritos en 3 semanas (de éstos, 22.000 son argentinos, seguidos de 9.800 venezolanos). Sin embargo, el número apenas representa 0,05% de los 168 millones de usuarios de Facebook en América Latina.No es la única iniciativa de este tipo. El contrincante ruso de Facebook es Vkontakte, red social que tiene ya 100 millones de inscritos.
El fundador del sitio incluso ofreció trabajo a Snowden esta semana.Espejo morado  

 ¿Cómo será un Facebook “izquierdoso”? La curiosidad llevó a muchos usuarios a  tratar de hurgar en las entrañas de la red social el mismo día de su nacimiento. Sin embargo, no fue posible entrar en ella. Muy rápido, los limitados servidores de los argentinos colapsaron por las excesivas visitas. Una semana después fue posible registrarse. Según los realizadores, la red no lleva como prefijo la palabra Face (cara en inglés) por imitar a Facebook, sino que la palabra representa las siglas “Frente Alternativo Contra el Establishment”. Sin embargo, tanto en diseño como en tipografía, botones, aplicaciones y funciones, la red es su réplica casi exacta, sólo que Facebook es azul y en ésta predominan varios tonos de morado. Un espejo antiimperialista del imperio.Romero explica la razón que los llevó a hacer una versión casi clonada de Facebook. “Porque es un formato aceptado y eso facilita que los usuarios ingresen”, dice.
El periodista venezolano Luis Carlos Díaz, experto en comunicación digital, considera que le resta valor a la propuesta no ser original ni tener un diseño propio. “Se trata de una plantilla, este tipo de plantilla cualquiera la puede adquirir en línea a muy bajo precio”, precisa. Así como los blogs, que  ya tienen una horma elaborada.“¿Cómo anda todo compañer@?”, es la pregunta que llama a los usuarios a compartir un estado dentro de Facepopular (en  Facebook la pregunta es ¿qué estás pensando?). Es posible colocar la opción “me gusta” a un comentario, pero también se puede escribir “no me gusta”. Hay foros, encuestas, sección de avisos clasificados y hasta juegos elaborados de una forma muy primitiva.  Los emoticones, las tradicionales caritas amarillas que representan estados emocionales de los usuarios cuando van a chatear en Facebook o Gmail, se sustituyen aquí por los emoperones, que son pequeñas imágenes de Hugo Chávez, Juan Domingo Perón, el Che Guevara, las Madres de la Plaza de Mayo, la K que identifica el gobierno de Kirchner y el dirigente D’Elía. Entonces, en vez de saludar a alguien con una carita feliz, es posible responderle con la figura de algún ícono revolucionario.

Camaradas unidos. Los primeros usuarios que se inscribieron en esta red estaban todos muy identificados con el gobierno de Argentina, con el chavismo y la izquierda latinoamericana en general. Eran frecuentes los foros con comentarios sobre el espionaje de Estados Unidos, los logros de la revolución bolivariana o el papel de los intelectuales para combatir al “monstruo” del norte. Así como en Facebook la gente suele montar fotos de familia y amigos o compartir sus sentimientos con personas conocidas, acá la mayoría de los usuarios exhibe imágenes políticas o se regodea en la dicha de hallarse en un entorno libre de derecha, una suerte de comunidad virtual de camaradas. Al respecto, Díaz considera que de poco sirve a los ideólogos de izquierda esta red para difundir sus ideas, porque están como en un club, en el que no hay discusión, todos piensan igual y se fortalecen. “Se quedan en su gueto pero pierden la posibilidad de impactar globalmente”, asegura.Como es posible ver libremente los perfiles de todos los usuarios porque la  lista de miembros está publicada en línea, es habitual que desconocidos (la mayoría con pseudónimos) pidan al usuario como amigo.  Nadie sabe quién es quién. Por ejemplo, los administradores querían que Cristina Kirchner fuese la primera presidente con una cuenta en la red. Ahora hay dos usuarios que llevan su nombre, pero ninguno de los dos es la verdadera K. En los últimos días, con la difusión que se le ha dado a la red social morada, el perfil de los nuevos integrantes ha cambiado un poco, luego de que varios usuarios inscritos recientemente se han encargado de “trolear” (sabotear) la página con imágenes y textos no acordes con la línea de pensamiento que le dio origen.  

Las controversias empiezan. Y la censura.  El usuario “Creo en Dios” se ha dedicado en redes como Twitter a despotricar contra Facepopular, pues alega que le bloquearon la cuenta. Eliyhwak se ocupó de reclutar amigos para luego colocar imágenes y frases en contra del chavismo, lo que le ha llevado a un reclamo por parte del moderador que le escribió: “Por favor, absténgase de seguir subiendo material que provoque malestar en los demás usuarios del sitio”.  Privacidad en entredicho. La red tiene servidores alojados en Argentina. Según los realizadores, esto es lo que garantiza a los usuarios estar resguardados de los “ataques gringos” y por eso puede considerarse una verdadera respuesta al espionaje. Vía email, Romero explica: “Disponemos de las medidas técnicas necesarias para garantizar la misma privacidad y seguridad de la que dispone, por ejemplo, un banco. No es posible garantizar que las herramientas tecnológicas del imperio no puedan acceder. Sin embargo, la primera medida de seguridad es que los servidores al estar en Argentina están bajo las leyes argentinas”.Pero la periodista argentina Celeste Fassbinder denuncia que es una red que también espía: “Fue creada para localizar personas y extorsionarlas. Cualquiera que entre a ‘Facepopular’ expone su IP, su barrio, su ciudad, su provincia e incluso muy posiblemente su dirección postal al grupo mafioso del millonario Luis D'Elia”. Según esta comunicadora, la Secretaría de Inteligencia argentina creará una base de datos con toda la información de los usuarios. Díaz considera, más bien, que es una página que busca tener un efecto granja: lograr tener muchos usuarios para “engordarla” y luego venderla al mejor postor. Pero llama la atención sobre el tema de seguridad: “Si se critica a Facebook porque las conversaciones privadas pueden ser objeto de espionaje, acá sucede igual, pero en vez de ser la CIA, como dicen que hace Facebook, ésta se encuentra en manos de partidarios del partido peronista.
Quienes tienen la llave maestra de Facepopular son militantes de un partido, es decir, el administrador es aún menos neutral”. En su criterio, en el caso de Facebook se trata de una comunidad enorme con millones de usuarios, en cambio ésta es más local y el administrador tiene acceso a un número más limitado de participantes. Es decir, un usuario es más visible en esta comarca virtual morada que en la galaxia de la red azul.

¿Internet rojito? En el plan de operaciones, el grupo de Redpopular espera tener su propia tecnología: “Desarrollar nuestros propios medios, nuestros algoritmos, nuestro software y nuestras redes”. También destaca: “Lejos de despreciar los avances tecnológicos que son patrimonio de la humanidad entera, los reconvertiremos en aliados, pero los dotaremos de nuestra lengua, nuestra historia, nuestro estilo y nuestros gustos, deberemos moldearlos a nuestras necesidades”.  Estas ideas parecen enmarcarse dentro del proyecto de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) de construir un megaanillo de fibra óptica, una infraestructura de Internet que permita la independencia de la tecnología estadounidense. Las preguntas que quedan pendientes: ¿un Internet antiimperialista será un Internet más seguro o será un Internet que ponga gríngolas a los usuarios latinoamericanos de cara al mundo? El documento teórico que sustenta la RedPopular lo deja claro: “Estas plataformas y esas aplicaciones, más las que nos ofrezca el progreso, deben estar al servicio de la causa popular, porque de no ser así estarán al servicio de las oligarquías y los intereses foráneos”. Este principio parece limitar la universalidad y la libertad a conceptos que pueden tener interpretaciones según la ideología. ¿Qué es lo popular y qué lo foráneo para unos, qué es lo popular y lo foráneo para otros?
9.800 venezolanos se han inscrito como usuarios de Facepopular, según informaron sus administradores. Mientras, el número de usuarios de Facebook en Venezuela, según Media Global Info Center, superaba las 9.912.000 personas para mayo de 2013

Emoperones En vez de usar emoticones para reflejar sus estados de ánimo, quienes chatean a través de Facepopular cuentan con emoperones, que son figuras representativas de la izquierda latinoamericana como Chávez, el Che Guevara, Perón y las Madres de la Plaza de Mayo.  

Juegos La red ofrece juegos virtuales “alternativos” (de tecnología muy primitiva) como un jenga (juego de bloques) “facepopulero”  y “Elige tu propio Perón”. En este último se trata de adivinar entre varias frases aquellas que son las más adecuadas al discurso del ex presidente argentino. Al final, según las respuestas, el jugador sabrá si es un “peronista nato” o un “peronista facho”.

19% de los usuarios de Facebook está en Latinoamérica. Se calculaba que el año pasado 168 millones de usuarios de la red social vivían en la región. Facepopular ha alcanzado la cifra de 100.000 usuarios en sus primeras 3 semanas de vida