• Caracas (Venezuela)

Salud y Bienestar

Al instante

Todo bebé debe tener dos vacunas contra el rotavirus a los seis meses

La vacuna contra el rotavirus se administra por vía oral / Internet

La vacuna contra el rotavirus se administra por vía oral / Internet

A la inmunización se puede acceder tanto en el sector público como en el privado

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Según señala el doctor Guillermo Stern,  médico pediatra y puericultor del Instituto Pediátrico La Florida, a partir de 2006 se registra un descenso importante en la incidencia del rotavirus en el país, luego de que fuera aprobada la administración de la vacuna a niños menores de seis meses en el esquema nacional de salud.

El especialista cuestiona que en el presente haya personas que no protejan a sus hijos con la vacuna contra el rotavirus, destacando que puede aplicarse la protección tanto en las entidades dependientes del Ministerio de Salud –de manera gratuita-, como en las consultas del sector privado.

De acuerdo cifras del Boletín Epidemiológico del Ministerio de Salud, para 2005 se ubicaron en 1.214.461 los pacientes menores de cinco años de edad afectados por diarreas. Pero para 2006, año de la aprobación en el país de la inmunización contra el rotavirus, la incidencia de la diarrea aguda en niños menores de cinco años de edad cae más de 25% y se ubica en 903.859 casos; en 2007, sigue en picada hasta 714.520 (41% de disminución respecto a 2005).

 No obstante, para 2012 la incidencia se ubicó en 647.289 casos. El Doctor Stern expresa que “lamentablemente, existe un gran porcentaje de la población que todavía no comprende el riesgo de este virus, que puede ocasionar grandes complicaciones. Hoy en día no hay ninguna justificación para que un paciente sea hospitalizado por rotavirus”, ya que disponemos de una vacuna, cuya aplicación es sencilla porque se lleva a cabo vía oral”.

La vacuna, que sólo implica tomarse el tiempo para llevar al niño a aplicarle la inmunización, puede evitar una enfermedad, cuyos síntomas, destaca el especialista, son vómitos que se mantienen de 24 a 48 horas, fiebre muy elevada, diarrea y, en consecuencia, deshidratación severa. “Agua y electrolitos conforman 80% del peso corporal. En un niño podría perderse en cada episodio de diarreas o vómitos cerca de 90 mililitros de agua y electrolitos.  Por ello, el tratamiento comienza por acudir a la emergencia y de acuerdo con la severidad de la afección que produzca este virus, colocar una vía endovenosa con soluciones parenterales, a fin de mantener al paciente hidratado”, destaca Stern.

Quien también fue miembro de la Comisión de Vacunas de la Sociedad Venezolana de Puericultura y Pediatría, y de la Comisión de Pediatría Social del organismo,  comenta que la vacuna contra el rotavirus se debe administrar en dos dosis: la primera a partir de la sexta semana de vida y hasta la semana 14. La segunda, desde la cuarta a sexta semana -posterior a la primera dosis- y no debería exceder la semana 24.  

“A los seis meses el niño debería tener dos dosis de vacunas contra el  rotavirus. Eso sería la primera forma de prevenir, pues estamos hablando de inmunización activa: estamos colocando el virus atenuado, el paciente está logrando respuesta inmunológica, produce anticuerpos y ante la presencia del virus va a tener defensas suficientes contra el rotavirus”, expresa el especialista.