• Caracas (Venezuela)

Salud y Bienestar

Al instante

¿Sospecha de psoriasis? Busque ayuda especializada

Ante cualquier indicio de psoriasis, se debe acudir al médico / Foto Internet

Ante cualquier indicio de psoriasis, se debe acudir al médico / Foto Internet

El diagnóstico tardío de la enfermedad hace más difícil su control cuando se presentan brotes en el cuero cabelludo, codos, rodillas y otras zonas del cuerpo

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Algunas personas tienden a desestimar las alteraciones de la piel como un problema esencialmente estético, sin considerar que puede tratarse de enfermedades crónicas como la psoriasis, que debe ser diagnosticada y tratada oportunamente, ya que puede extenderse hacia varias zonas del cuerpo causando enrojecimiento e inflamación del tejido afectado con descamación abundante.

Las zonas más propensas a presentar síntomas de psoriasis son el cuero cabelludo, los codos y las rodillas, aunque puede extenderse hacia otras áreas como brazos, piernas, tronco, uñas e inclusive esparcirse en todo el cuerpo. La especialista en dermatología, la doctora Erika Páez, enfatizó la importancia de buscar ayuda especializada al notar algún indicio de esta enfermedad, solo así se puede lograr un diagnóstico certero, decidir el tratamiento idóneo y mantener monitoreado al paciente, ya que en la mayoría de los casos se presentan brotes que deben ser controlados.

“La psoriasis generalmente se limita a la piel, pero en ocasiones se asocia al dolor e inflamación articular (artritis psoriática). También se ha descrito que los pacientes con psoriasis son más propensos a sobrepeso, elevación de colesterol y triglicéridos, hipertensión arterial, y mayor riesgo cardiovascular”, afirmó la especialista.

El curso de la enfermedad es crónico, episódico y suele ser impredecible, ya que sus síntomas pueden desaparecer y reaparecer de forma espontánea en las mismas zonas del cuerpo o en otras. A causa de eso, el tratamiento debe ser personalizado, en función de la extensión, severidad o localización de las lesiones de cada paciente. “Esta es una afección benigna, no contagiosa, crónica, que aparece de forma episódica y su alivio requiere atención individualizada,” recalcó.

Las opciones terapéuticas van desde cremas, lociones, fototerapia, hasta medicamentos tomados o inyectados. Según la dermatóloga, la aplicación de cada uno depende de la severidad de la afección en la piel. Para lograr mejores resultados recomendó evitar la automedicación, así como la exposición prolongada al frío, el tabaquismo y el consumo de bebidas alcohólicas, practicar actividad física y actividades relajantes.