• Caracas (Venezuela)

Salud y Bienestar

Al instante

Fallas en el Padre Machado retrasan la cura de pacientes

El Hospital Oncológico Padre Machado recibe 180 pacientes a la semana | Foto: William Dumont

El Hospital Oncológico Padre Machado recibe 180 pacientes a la semana | Foto: William Dumont

Es uno de los hospitales de referencia en el país, pero no tiene mamógrafo ni servicio de radioterapia para tratar la enfermedad en el seno

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Existen más de 5.000 casos nuevos al año de cáncer de mama y en promedio 1.700 fallecen por esta enfermedad.Estas estadísticas demuestran que la patología es la primera causa de muerte en las mujeres en el país, después de las enfermedades cardiovasculares, según la Sociedad Venezolana de Oncología.

Álvaro Gómez, presidente de este gremio médico, insiste en la necesidad de realizar un diagnóstico temprano a través de mamografías anuales a partir de los 35 años de edad. Cree que así se reducirá la mortalidad.

Hoy, cuando se celebra el Día Mundial para la Prevención del Cáncer de Mama, lamenta que en centros de salud donde se curan este tipo de patologías como el Hospital Oncológico Padre Machado de El Cementerio, el Hospital Razetti de Cotiza y el Miguel Pérez Carreño de Valencia, existan carencias que retrasen el diagnóstico y tratamiento oportuno.

En el Oncológico Padre Machado no hay mamógrafos para realizar el chequeo, ni siquiera de los pacientes con historia en el hospital. Gómez, quien también es jefe del Servicio de Patología Mamaria en este centro de salud, informó que allí hay un equipo traído de Bielorrusia, pero nunca funcionó. Dijo que no se cuenta con los estudios de inmunohistoquímica (pruebas con reactivos aplicados al tumor maligno para precisar qué tipo de tratamiento aplicar), falta un resonador (que permitiría evaluar si el cáncer ha hecho metástasis), no se han desarrollado las investigaciones en el área de medicina nuclear (que facilitaría la inyección de radioisótopos y también contribuiría con la detección temprana); no está operativo el servicio de radioterapia para irradiar a pacientes con cáncer de mama y, además, escasean los insumos para hacer los diagnósticos, como las agujas de corte gruesas para realizar biopsias por Trucut, una técnica que extrae un cilindro de tejido tumoral de células y tejidos conectivos.

Gómez asegura que en el país, en general, un paciente con sospecha de cáncer puede tardar hasta seis meses para recién iniciar la búsqueda de un diagnóstico y luego pensar qué tratamiento recibirá. Esto, obviamente, va en contra de su mejoría.

“El paciente oncológico amerita estudios, no es solo tratarlo sino diagnosticarlo. Para aquellos que tienen bajos recursos es difícil realizar los chequeos de anatomía patológica, así como de imágenes. Los patólogos tienen que hacer grandes esfuerzos para llegar al diagnóstico histológico (revisión del tejido); pues son muchas las dificultades que deben superar para procesar una muestra. Falta desde el alcohol hasta parafina”, dijo el especialista.

A pesar de estas fallas, el Hospital Oncológico estaba abarrotado ayer. Según Gómez, solo en su área y desde las 7:00 am hasta las 3:00 pm, se atienden 180 pacientes a la semana y se realizan al menos 25 operaciones de cáncer de mama al mes.

Las deficiencias para tratar el cáncer van más allá de este centro de salud. Gloria Pineda de García, de 58 años de edad, fue operada el 20 de junio de 2016 en el Oncológico Luis Razetti de un cáncer de mama en el seno derecho. Recibió 16 ciclos de quimioterapia, pero en la actualidad tiene el número 250 en la lista de espera del Servicio de Radioterapia del Hospital Militar. Así lo comentó el lunes en la Clínica de Prevención del Cáncer de Mama de la Sociedad Anticancerosa, donde le diagnosticaron la enfermedad el 6 de junio de 2015, luego de hacerse una mamografía: “Mañana me voy a echar un paseíto por allá a ver cómo va esa lista”. 

El dato

Para ser atendido en el Hospital Oncológico Padre Machado solo se necesita un informe médico y una biopsia con resultado positivo. El horario de atención es de 8:00 am a 12:00 del mediodía; y de 1:00 a 5:00 pm.

En la oficina de Triaje le abrirán una historia médica y luego será remitido a una de las especialidades. Todos los días se atienden 18 pacientes nuevos, y los servicios son gratuitos. Actualmente las citas más cercanas son para dentro de un mes.

Sin tratamiento hormonal

Susana Guerra salió a las 6:00 pm de Carúpano, estado Sucre, el día lunes y llegó a las 3:30 am de ayer a Caracas. Necesitaba ir a su consulta de control en el Hospital Oncológico Padre Machado. En el año 2013 tuvo una operación parcial en el seno derecho, que inmediatamente fue reconstruido; y en mayo de 2015 le efectuaron una “simetrización”, que permitió equilibrar las dimensiones de su pecho.

“Me sacaron el tejido dañado y tomaron parte del músculo dorsal ancho para que sirviera de sostén al seno. De ocho ganglios que tenía inflamados me sacaron uno y también me extrajeron el pezón porque el cáncer era ductal. Espero que el año próximo me lo reconstruyan.  Mi areola será tatuada. Después de 9 ciclos de quimioterapia y 32 de radioterapia, solo debo tomar Aroma Zinc, que es un tratamiento hormonal por 5 años. En 2015 no la conseguí, en lo que va de año tampoco. Con este despelote de falta de medicinas no las hay en la Farmacia del Alto Costo del IVSS. Seguiré llamando porque no me puedo echar ese viaje sin tener la seguridad de que la encontraré”.