• Caracas (Venezuela)

Salud y Bienestar

Al instante

Diabetes mal tratada genera problemas nerviosos

La diabetes afecta actualmente a más de 285 millones de personas en el mundo |Foto: El Comerico |Perú

La diabetes afecta actualmente a más de 285 millones de personas en el mundo |Foto: El Comerico |Perú

Es responsabilidad del médico tratante, evaluar la condición de salud del paciente y determinar el tratamiento adecuado para cada caso específico, garantizando su derecho a recibir la mejor terapia disponible para su condición

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La alta concentración de azúcar en la sangre, característica de la diabetes, provoca el deterioro paulatino de las fibras nerviosas, generando lo que se denomina: neuropatía diabética. La presidenta de la Sociedad Venezolana de Endocrinología y Metabolismo, Imperia Brajkovich, explicó que mientras más tiempo el paciente presente la afección metabólica, será más propenso a sufrir daños en sus nervios.

Según la galena, la tasa más alta de prevalencia del trastorno nervioso ocurre en pacientes que tienen más de 25 años con diabetes.

“Las neuropatías diabéticas también parecen ser más comunes en personas que tienen problemas en controlar la glucemia (el azúcar en la sangre), así como en aquellas personas con niveles elevados de grasa corporal, presión arterial y sobrepeso”, agregó.

Para comprender la relación entre la función nerviosa y el control metabólico, hay que saber que los nervios actúan como un cable de electricidad, cuando hay exceso de azúcar la conducción nerviosa no es continua y no conduce bien los estímulos.

Síntomas

Aunque en la fase inicial el daño en los nervios puede ser asintomático, a medida que el deterioro se intensifica el paciente puede presentar calambres, adormecimiento, hormigueos y corrientazos. Algunas personas incluso se quejan de sentir dolor debido al roce con las sábanas.

Sin embargo, el problema no siempre es el dolor. La otra cara de las alteraciones sensoriales provocadas por la neuropatía diabética es la pérdida de sensibilidad.

“Si una persona no siente dolor después de que se diera un golpe, por ejemplo en el pie, se le puede ocasionar una úlcera que luego se infecta y si hay daño de los vasos sanguíneos de la extremidad puede tener dificultad para curarse y necesitar la amputación del miembro”, aclaró la doctora Brajkovich.

¿Cómo tratarla?

 Existen diversas opciones terapéuticas para tratar la neuropatía diabética, dependiendo del área afectada, su intensidad y posibles complicaciones. El elemento principal a considerar es el control metabólico, para evitar que la alta concentración de azúcar en la sangre siga deteriorando el sistema nervioso. En este sentido, la administración de insulina es la opción de primera línea para las personas cuyo páncreas ya no es capaz de secretar la cantidad de hormona necesaria para procesar los alimentos ingeridos.

 Entre los tipos de hormona sintética disponibles para el tratamiento de la diabetes, los análogos de insulina tienen los más altos estándares de seguridad y han demostrado eficacia en el control del azúcar en la sangre. Por tales motivos, estas sustancias pueden ser utilizadas incluso en la fase preventiva o de tratamiento de la neuropatía diabética.

 Es responsabilidad del médico tratante, evaluar la condición de salud del paciente y determinar el tratamiento adecuado para cada caso específico, garantizando su derecho a recibir la mejor terapia disponible para su condición. 


Información: Nota de Prensa