• Caracas (Venezuela)

Regiones

Al instante

Hay cinco detenidos por el asesinato de dos niños

Entre los aprehendidos figuran dos mujeres y tres hombres.Uno de ellos es tío de una de las víctimas

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Las autoridades policiales manejan dos hipótesis en el caso de la muerte de Enmanuel Fernando Galicia Reyes, de 9 años de edad, y José Miguel Granadillos Morles, de 13 años, que fueron secuestrados el 1° de julio en el sector Las Mercedes del municipio Mene Mauroa.

La primera es que los delincuentes perdieron el control de caso y mataron al niño y al adolescente; y la otra, que sea una venganza, dada la saña con la que fueron asesinados.

Extraoficialmente se informó que en el crimen participó un familiar materno de las víctimas y un conocido del padre de Enmanuel Galicia, el comerciante Félix Galicia Sangronis -a quien presuntamente uno de los homicidas le debía dinero-, así como un antisocial apodado "el Pegui".

Los cuerpos fueron hallados a 300 metros de la residencia de las víctimas y de sus presuntos homicidas, de acuerdo con la versión de un vecino y un amigo de familiares de los menores de edad.

Uno de los detenidos por el hecho, tío materno de José Miguel Granadillo, reveló a funcionarios de Antiextorsión y Secuestros de la Guardia Nacional Bolivariana y a detectives del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, subdelegación de Dabajuro, el lugar donde yacían los cadáveres.

Cruce de llamadas . Versiones indican que el objetivo primario era el niño Galicia Reyes, por pertenecer a una familia acaudalada; pero cuando los delincuentes pretendían secuestrarlo, Granadillo Moles, el adolescente reconoció a su tío en la acción hamponil, por lo que habrían decidido llevárselo también.

"Primero fueron asfixiados con un mecate y luego desmembrados", dijo entre lágrimas un testigo. Posteriormente los colocaron en un saco para semienterrarlos en las adyacencias de la manga de coleo y parque ferial Axel Lugo Vida.

Las víctimas compartían la pasión por el coleo. De acuerdo con testimonios de residentes, la vigilancia la manga se ha convertido en guarida de antisociales debido a la falta de vigilancia.

Tarcisio Martínez, ex alcalde de Mauroa, dijo que ese lugar contaba con vigilancia permanente, pero ahora está enmontado y en ruinas.

Hasta ahora se habla de cinco detenidos: dos mujeres de las que no se obtuvo mayores datos; tres hombres: el tío de José Granadillo; un sujeto identificado como Roberto Antonio Cortez Navas, de 30 años de edad, y Eduardo González Sibada, de 24 años, que tiene antecedentes penales y es conocido en los bajos fondos como "el Pegui". Este último habría sido mediador con la familia Galicia Reyes para exigir rescate por el menor de los hijos del matrimonio. Extraoficialmente trascendió que la cifra exigida sobrepasaba el millón de bolívares.

Las víctimas fueron presa fácil de los delincuentes debido a que cada día, salían a jugar en las adyacencias de sus viviendas, muy cerca de la manga donde cada temporada soñaban con ser grandes coleadores.

La presión policial y el cruce de llamadas fue clave en el caso, dijo una fuente judicial.

Desde el teléfono celular del "Pegui" se hicieron las llamadas para exigir dinero por los secuestrados, dijo un familiar cercano de los Galicia.