• Caracas (Venezuela)

Regiones

Al instante

Playas El Tirano, El Cardón y Puerto Abajo sucumben a la erosión

La erosión está socavando las bases de los establecimientos turísticos/Dexcy Guédez

La erosión está socavando las bases de los establecimientos turísticos/Dexcy Guédez

Expertos señalan que se requieren investigaciones para establecer cuando el daño en las cosas será irreversible y acciones inmediatas para detener el daño

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Desde hace varias semanas, la erosión que venían presentando las bahías de las playas El Tirano, El Cardón y parte de Puerto Abajo alcanzó grandes dimensiones al punto de que el fuerte oleaje ha socavado las bases de buena parte de los establecimientos que prestan servicios turísticos y de restaurante, por lo que se han visto obligados a paralizar actividades.

Además, la situación ha afectado el ciclo reproductivo de la tortuga Cardón, que utiliza la mencionada playa como nido.

Carlos Brito, dirigente comunal de la zona, enfatizó que cada día que pasa se extrema la emergencia en las comunidades El Tirano y El Cardón debido a que el eje costero entre estas poblaciones se está erosionando rápidamente.

Dijo que como consecuencia del deterioro, la comunidad pesquera de El Cardón ya no tiene donde varar sus peñeros, mientras que las casas del sector El Melonar se encuentran amenazadas, pues el mar está cada día más cerca de ellos e, incluso, ya se ha llevado parte de las escaleras, uveros, mangles y sigue ganando terreno hacia la comunidad.

Además alertó que en algunos sitios de la costa el mar está a menos de cinco metros de la carretera, donde está el tendido eléctrico de alta y baja tensión.

Lo que más preocupa es que de seguirse socavando el terreno sin tomar los correctivos a tiempo, pudiera colapsar la vía y ocasionar la rotura de la tubería de aguas negras, lo que llevaría a verter por tiempo indefinido toda la carga de aguas servidas directamente al mar.

En ese caso extremo, no solamente estarían en riesgo las playas El Cardón y El Tirano, sino también La Salina, Puerto Abajo, Parguito y El Agua, entre otras, al igual que la flora, la fauna marina, la pesca y toda la actividad turística que se genera en ese polo de la isla de Margarita.

Un funcionario de la Dirección Regional del Ministerio del Ambiente, que por no estar autorizado prefirió resguardar su identidad, advirtió que si no se encuentra una solución al problema de la erosión, en un lapso no mayor de dos años, el mar devastará la vía principal de El Cardón y, con ello, destruirá el colector de aguas servidas y el acueducto que pasa por la calle principal de esa población.


Malas decisiones. el director del Centro Regional de Investigaciones Ambientales (CRIA) de la Universidad de Oriente, Julio César Rodríguez, explicó que la erosión se desencadenó debido a que las autoridades gubernamentales ordenaron quitar el espigón –rompeolas– sur y reorientar el espigón norte, lo que aceleró el desequilibrio del ciclo de sedimentación.

Aclaró que por muchos años el espigón mantuvo el equilibrio, porque fue levantado con la intención de crear la deposición de áridos (arena) para darle mayor sustrato a la costa y favorecer las actividades pesqueras. “Fue peor el remedio que la enfermedad”, indicó, pues esa medida generó la acumulación de algas marinas, lo que sumado a la contaminación que le genera Caño Punique, el cual vierte aguas negras, causó la putrefacción de las aguas y el gobierno tuvo que reorientar los rompeolas.

Rodríguez enfatizó que es difícil predecir cuándo la situación se hará irreversible para esas costas, debido a que no existen investigaciones precisas para conocer con exactitud el ciclo de sedimentación que involucra las costas de El Cardón y la bahía de El Tirano (Puerto Fermín).

El experto detalló que es necesario que se realicen estudios de hidrodinámica, batimetría y dinámica sedimentaria para que el CRIA pueda plantear soluciones a corto y mediano plazo.

“Es imperativo hacer estudios serios y necesarios para poder realizar las gestiones ambientales adecuadas”, dijo Rodríguez.

Por su parte, la oceanógrafa Ketthy Delgado, presidenta de la Asociación de Playas de Nueva Esparta, atribuye la situación a los impactos ambientales negativos que generan algunas construcciones en la orilla, tales como embarcaderos, puertos de recreo, hoteles y edificios.

“Todos estos factores alteraron de la morfodinámica de la costa y ocasionaron la pérdida de los soportes sedimentarios de las playas. En casos extremos, pueden ocasionar la perdida total de la misma si no se toman las medidas correctas”, advirtió.

Acotó que ya existe una población que lleva años y años asentada y viviendo de este medio natural, por lo que los habitantes de esos sectores deben de entender que lo que está sucediendo es una consecuencia de fenómenos oceanográficos y meteorológico. “Impactos ambientales no previstos por construcciones no permisadas o inadecuadas, así como procesos contaminación de contaminación ambiental han ocasionado el aumento del nivel medio del mar en 3,2 milímetros  aproximadamente y el cambio climático”, señaló.

La ambientalista ve como solución a corto plazo definir medidas técnicas y asesoradas por expertos en la materia y llegar a un entendimiento con las comunidades,  explicándoles las ventajas y desventajas de las acciones a tomar. “Sí, definitivamente, se quieren salvar las costas en peligro, eso es un trabajo de todos”, concluyó.


Turismo en emergencia. Aunque no se sabe en cuánto tiempo el deterioro inutilizará las playas para el público de manera definitiva, lo que sí es seguro es que esas costas no estarán en las mejores condiciones para recibir bañistas durante la temporada vacacional que se aproxima, la más larga e importante para el sector.

José Yapur, presidente de la Cámara de Turismo de Nueva Esparta, se hizo eco de los llamados de atención que particulares e instituciones conservacionistas vienen realizando a las autoridades del Ministerio del Ambiente, para que solucionen esta problemática que ha sido planteada en reiteradas oportunidades por esa cámara.

“Se han presentado diversas soluciones, pero aún no se ejecuta ningún proyecto que a corto y mediano plazo corrija las fallas que se están sucediendo en el eje costero del municipio Antolín del Campo, emblema del turismo en el estado Nueva Esparta”, recalcó Yapur.


Geotubos como opción

Dirigentes de los consejos comunales del sector afirman que varios organismos han presentado opciones para afrontar la situación, pero la que es más viable, novedosa y de menor impacto es la de geotubos, que no son más que bolsas de arena, colocadas para detener la erosión.

Niegan que defiendan la colocación de los geotubos con el fin de beneficiar a los hoteles, y aseguran que es todo lo contrario, ya que la erosión está afectando las riberas desde El Cardón hasta El Tirano, al tiempo que amenaza a un grupo de casas de la Misión Vivienda.

“Es un problema grave que compete a todo el pueblo. Para las comunidades también el turismo es importante”, enfatizó uno de los voceros.

Un funcionario de la Dirección Regional del Ministerio del Ambiente, que prefirió mantener el anonimato, insistió en que los geotubos son la solución más viable, ya que servirán como especie de rompeolas sumergible que logrará el equilibrio en el eje costero El Tirano-El Cardón.