• Caracas (Venezuela)

Regiones

Al instante

Condenan a seis policías de Portuguesa por muerte de comerciante y su hijo

Fachada del Ministerio Público | Archivo El Nacional

Fachada del Ministerio Público | Archivo El Nacional

Los seis funcionarios permanecerán recluidos en la Comandancia General de la Policía de Portuguesa, mientras que un tribunal de ejecución determine el lugar de cumplimiento de la condena

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Fueron condenados a penas que oscilan entre 20 y 3 años de prisión seis funcionarios de la Policía del estado Portuguesa, por la muerte del comerciante César Afanador y su hijo de 7 años, cuyos cuerpos fueron hallados el 4 de octubre de 2011, en la autopista José Antonio Páez.

En el juicio oral y público, la fiscal 9° del segundo circuito de ese estado, con competencia para intervenir en las fases Intermedia y de Juicio, María Gabriela Mago, presentó los órganos de prueba contra Gilbert Jiménez, Alexander Toro, Junior Fama, Wilmer Zamora, Franklin Castejon y Adonay González, reseñó el Ministerio Público.

El Tribunal  4° de Juicio de Acarigua condenó a Jiménez, Toro, Fama y Zamora a 20 años de prisión por el homicidio calificado con alevosía en perjuicio del comerciante y su hijo, además de concurso real del delito.

Mientras que Castejon y González cumplirán una pena de 3 años de prisión, por el delito de encubrimiento.

Los seis funcionarios permanecerán recluidos en la Comandancia General de la Policía de Portuguesa, mientras que un tribunal de ejecución determine el lugar de cumplimiento de la condena.

Eddy Durán López fue condenado a cumplir dos años y seis meses de prisión, tras admitir en la audiencia preliminar que cometió el delito de encubrimiento, al tener en su poder el teléfono celular del comerciante.

El citado día, fueron hallados los cuerpos de las víctimas en la isla central de la autopista, con una data de muerte de aproximadamente 96 horas.

Afanador y su hijo fallecieron por asfixia mecánica y politraumatismos generalizados; además, fueron despojados de sus pertenencias.

Como parte de la investigación, el 17 de octubre de 2011, fueron exhumados los cuerpos de las víctimas en el cementerio de Barquisimeto.

Luego de varios procedimientos, los funcionarios fueron detenidos por su vinculación con el caso.