• Caracas (Venezuela)

Regiones

Al instante

CNP se pronuncia sobre agresión a comunicadores en Carabobo

Exigen el cese inmediato de las continuas agresiones en contra de periodistas y camarógrafos registrados en los últimos meses en la entidad

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La Junta Directiva del Colegio Nacional de Periodistas, Seccional Carabobo, exige el cese inmediato de las continuas agresiones en contra de periodistas y camarógrafos registrados en los últimos meses en el estado Carabobo, hechos que se mantienen en la impunidad y afectan de manera grave el ejercicio de la libertad de prensa, esta posición en atención a la actitud violenta y hostil por parte de efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) contra un equipo de Globovision y otros medios de comunicación regionales, mientras se desarrollaba una actividad organizada por estudiantes quienes con pintura marcaban los huecos existentes en el Viaducto La Cabrera, sentido Valencia - Caracas.

La exigencia pública va dirigida a quienes tienen la responsabilidad de garantizar la seguridad en el país, en virtud del silencio y la aparente falta de voluntad institucional que existe para prevenir, investigar y castigar todas las violaciones a derechos humanos dentro del territorio local y regional cometidas contra los profesionales de la comunicación lo cual, a nuestro juicio, se pudiera traducir en la conformación de una peligrosa espiral de impunidad y autocensura que afecta el sistema democrático venezolano, al impedir el establecimiento de un ambiente que permita la libre circulación de las ideas e información.

Pareciera que las autoridades regionales y nacionales, pretendieran asociar que los ataques en contra de periodistas y reporteros gráficos son únicamente un problema de seguridad pública y no una flagrante violación a la libertad de expresión, pero esos argumentos pierden todo sustento. El preocupante número de ataques a periodistas en los últimos meses tiene un objetivo: silenciar.

Los embates a la libertad de expresión y la incapacidad del Estado para resolverlos afectan no sólo la democracia, sino el goce de otros derechos humanos por los cuales el Estado también es responsable. En un contexto de impunidad como el que prevalece en nuestra región y en el país, las violaciones a la libertad de expresión y prensa abren el paso a la conculcación de otros derechos reconocidos en la Carta Americana de Derechos Humanos, como son: “derecho a la vida, a la integridad personal, a la libertad personal, al debido proceso, a la protección judicial y a la participación ciudadana.”

Instamos pues, a aplicar mayor diligencia e investigar con eficacia cada acto de violencia contra los profesionales de la comunicación ya que para frenar la violencia se necesitan resultados ejemplares, conocer los móviles, juzgar y castigar por igual a autores intelectuales y materiales.