• Caracas (Venezuela)

Tú decides 2013

Al instante

Comando opositor exige eliminar ventajismo en acuerdo del CNE

Carlos Vecchio / José Pacheco

Carlos Vecchio entregó el documento junto a Liliana Hernández / José Pacheco

También consignó 101 denuncias comprendidas desde el 9 marzo al 5 de abril sobre violaciones al reglamento electoral

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Lo que impidió al candidato Henrique Capriles firmar el acuerdo de reconocimiento de resultados del CNE es que el texto no contiene las exigencias de la oposición para eliminar el ventajismo en las elecciones del 14 de abril. El Comando Simón Bolívar aceptó respetar los resultados de las elecciones del 14 de abril a través de un documento redactado por Capriles, que exige al organismo que responda “a la brevedad” las 101 denuncias de violaciones al reglamento electoral que consignó el comando.

En el texto, Capriles exige al candidato Nicolás Maduro que no abuse de los recursos del Estado para hacer actos proselitistas y que cese la presión a trabajadores de la administración pública.

Otra diferencia es que el documento del CNE pide que se reconozca al poder electoral como única autoridad legítima y competente en la elección presidencial. Sin embargo, Capriles aclaró que para exigir respeto la institución debe actuar con equilibrio y no como “un brazo ejecutor del Gobierno”.

El Comando Simón Bolívar exige que el Plan República se limite a cumplir su función de velar por la seguridad de los centros de votación, lo que no se señala en el documento del CNE.

Liliana Hernández, Enrique Márquez y Carlos Vecchio entregaron en el organismo el documento de Capriles, denominado Mi Compromiso Es Con Venezuela. Hernández, representante del comando opositor ante el CNE, dijo que el documento fue recibido por la secretaría del ente comicial porque no tenía el formato del que dispuso ese organismo en la página web. El acuerdo del oficialismo sí fue recibido por la presidente del ente, Tibisay Lucena.

“Allá arriba se reciben a los enchufados. No nos angustia entregarlo por secretaría. En este documento se hace el llamado al cumplimiento de la ley. Todo el país tiene que tener el formato de ustedes. El documento de Capriles es el sentimiento popular”.
 
101 denuncias. El comando Simón Bolívar presentó 101 denuncias que no han tenido respuesta. Manifestaron infracciones entre el 9 de marzo y el 5 de abril de este año, que contemplan abusos, ventajismo, desequilibrio y campaña sucia por el oficialismo.

Las denuncias corresponden a 36 reclamos durante el período de precampaña y 75 infracciones en la campaña, reguladas por la Ley Orgánica de Procesos Electorales. Entre las evidencias se encuentran publicidad electoral sin número de RIF, utilización de infraestructura y recursos públicos para la campaña oficialista, y la destrucción y vandalismo de la publicidad del candidato de la Unidad y su comando.
 
Comando oficialista. Luego de entregar el acuerdo ante el despacho de Lucena, el jefe del Comando Hugo Chávez, Jorge Rodríguez, dijo que respetarán los resultados electorales sean cuales fueren: “Frente a la negativa del comando de la derecha ante el acuerdo ya se ha activado lo que veníamos denunciado, que el comando opositor y su candidato no van a reconocer el resultado electoral”.

Los candidatos presidenciales Freddy Tabarquino y María Bolívar también suscribieron el acuerdo. Fueron tres los que firmaron el pacto dispuesto en la página web del CNE y faltan dos para completar el grupo de siete postulados. La fiscal Luisa Ortega Díaz fue al CNE a reunirse con Lucena.
 
Verificación ciudadana. Enrique Naime, de Copei, solicitó que el CNE emita los resultados de las elecciones no sin antes realizar la verificación ciudadana en cada centro de votación para asegurar que los escrutinios reflejen la voluntad de los electores.

El sector opositor decidió pasar la página sobre las claves de las máquinas porque saben que no se puede contar con el CNE, dijo Ramón Guillermo Aveledo, coordinador político estratégico del Comando Simón Bolívar.

“No se puede contar con un CNE en el que su presidente no le parece raro que el técnico de un partido político tiene en su poder información reservada al organismo”.