• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Trabajadores oficialistas exigen depurar Min-Trabajo

“Hay una arremetida patronal e institucional contra los derechos de los trabajadores”, denunció el diputado del PCV, Douglas Gómez

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Por tercera vez y menos de dos meses, trabajadores y sindicalistas oficialistas protestaron ayer en contra de la “política laboral” del gobierno, que, denuncian, desconoce fueros laborales (protección legal) y ordena enviar a prisión a obreros. Aunque pautaron una marcha, la muerte del diputado del PSUV Robert Serra obligó al Frente Nacional de Lucha de la Clase Trabajadora a concretarse en Plaza Venezuela y posteriormente un grupo se dirigió al Ministerio del Trabajo..

En manos del procurador del trabajo, Ramón Huiza, entregaron un documento, en el que exigen “la depuración y transformación profunda” de Min-Trabajo y entes adscritos, en especial Inpsasel y las inspectorías porque alegan que los funcionarios permiten los despidos injustificados. “Los funcionarios del ministerio son cómplices de la arremetida por acción u omisión en los casos de los trabajadores, por lo que demandamos un cambio radical en la política laboral. Hay una arremetida patronal e institucional contra los derechos de los trabajadores”, dijo el diputado del PCV Douglas Gómez.

Gómez denunció la paralización de contratos colectivos por orden de los inspectores, así como la inoperatividad del Registro de Organizaciones Sindicales, lo que limita la sindicalización y la elección en los grupos laborales.

El FNLCT, constituido por 70 organizaciones, como Delegados de Previsión Hugo Chávez (PSUV) y la corriente Cruz Villegas (PCV) demandó ser incorporado al Consejo Presidencial de Trabajadores, debido a que solo está integrado por la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores. “Es necesaria una expresión de todas las fuerzas sindicales”, sostuvo Gómez.

En el documento, solicitan respeto a la estabilidad en el trabajo, a la inamovilidad laboral y a los fueros de Ley; el cese de la judicialización y criminalización de las luchas; el respeto al derecho a la sindicalización; y una reforma de la Ley Orgánica del Trabajo para fortalecer los derechos políticos y colectivos de la clase obrera.

El FNLCT aprobó el Plan Nacional de Lucha en la Asamblea Nacional del Movimiento Obrero y Sindical Clasista realizada el 19 de junio, con participación de 200 representantes de organizaciones sindicales.