• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

"Terceras vías" pueden lograr 15% de los votos

"Terceras vías" pueden lograr 15% de los votos / Cortesía

"Terceras vías" pueden lograr 15% de los votos / Cortesía

Félix Seijas, director de Delphos, advirtió que los dirigentes descontentos por los consensos en la MUD podrían restar varios diputados

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

A una semana para las primarias de la Mesa de la Unidad Democrática, sigue creciendo el descontento por la elección mayoritaria de candidatos por consenso, por lo que algunos dirigentes organizan votaciones internas por su cuenta o evalúan inscribirse directamente a las parlamentarias. Son fracturas que pueden restar diputados a la oposición: cifras de la encuestadora Delphos señalan que las "terceras vías" podrían llevarse 15% de los votos en el país.

Félix Seijas, director de Delphos, explicó que aunque la intención de voto por la oposición ha aumentado (cerca de 20 puntos sobre el oficialismo), se ha alimentado de personas que antes eran chavistas y que, aun cuando no apoyarían al gobierno, tampoco se consideran parte la oposición representada por la Mesa: "Hay muchos desprendidos del chavismo que están en la zona gris. Ante ellos, la MUD debe vencer una barrera: muchos no ven una verdadera imagen de unidad en la oposición, algo imprescindible para los que se separaron del chavismo, que necesitan una sola voz. Si no la hay, lo asocian con desorden y egoísmo. Si no hay una tercera opción votarán por la oposición, pero si surge y es atractiva se podría llevar una buena cantidad de votos".

Seijas aclaró que es muy pronto para calcularlo, sin embargo indicó que las divisiones podrían restar una cantidad importante de diputados.

"Pueden ser más dañinas que las divisiones de 2010. Incluso Marea Socialista puede quitar votos a la MUD", agregó.

Las divisiones más fuertes se han dado en Mérida, donde un grupo de dirigentes opositores planea organizar sus primarias el 19 de julio porque la Mesa de la Unidad no las hará en ningún circuito.

Daniel García, de Progresistas Merideños Independientes, quiere competir por el circuito 1 de la entidad, pero la unidad opositora decidió por consenso apoyar a Alexis Paparoni.

"Por eso organizamos las primarias. Ya se han inscrito dos o tres planchas por circuito.

Están abiertas para todos los sectores en el estado, incluyendo a los disidentes del chavismo", expresó.

El diputado Eduardo Gómez Sigala, del circuito 3 de Lara, es otro de los descontentos.

Quiere repetir, pero lo excluyeron de los consensos y en ese estado no habrá primarias. Ante esa realidad, en la entidad evalúan inscribir candidaturas aparte.

"Estoy dispuesto a evaluarlo.

Estoy dispuesto a medirme. Si no hacen primarias tendremos unas grandes primarias el día de las elecciones. Nadie puede decirle a un diputado en ejercicio que no puede aspirar, a menos que lo hagan los electores que lo escogieron", dijo.

Opción de triunfo. El politólogo Luis Salamanca también considera que las divisiones pueden perjudicar a la oposición. Recordó que en el ámbito local y municipal han crecido grupos políticos paralelos, oficialistas y opositores, que lograron 18 alcaldías en las municipales de 2013.

"Si se lanzan actores de peso como Gómez Sigala, pueden afectar el voto. Si se hacen primarias en Mérida también se podría afectar la correlación de fuerzas entre oficialismo y oposición", dijo Salamanca y añadió que si los dirigentes de la MUD logran una diferencia holgada de votos a su favor podrían incluso quedar sobrerrepresentados en la Asamblea, como le ocurrió al oficialismo en 2010: "Con una ventaja de 20 o más puntos esas divisiones no afectarían".

En la mesa unitaria hay confianza. Aníbal Sánchez, coordinador del Plan de Acción de la alianza, afirmó que en los estados donde las amenazas de divisiones son más fuertes, como Mérida, Lara y Táchira, las proyecciones del bloque en cuanto a intención de voto a su favor están entre 12% y 20% por encima de cualquier otra opción, incluido el oficialismo.

Agregó que la polarización jugará a favor de la Mesa de la Unidad: "La repartición de las listas sería entre la MUD y el oficialismo. Actualmente la aceptación de la Mesa aumenta sus brechas sobre otras opciones en las capitales, como en San Cristóbal a 35 puntos porcentuales, Palavecino a 34 y Mérida a 32".

Pero hay circuitos complicados. Sánchez explicó que una dispersión del voto opositor podría poner a la alianza en apuros en el circuito 2 de Lara, donde el voto opositor llega a 42%; o en el circuito 2 de Mérida, donde suma 45%.

Gómez Sigala aseveró que si los candidatos fuera de la MUD son atractivos, pueden ganar: "Hay circuitos en los que la oposición ha ido dividida. En el mío (3 de Lara) competimos contra Henri Falcón y el PSUV en 2010, y ganamos. Son riesgos que hay que calcular".

García confió en que el candidato con más fuerza al final se impondrá: "Si la oposición va dividida, antes de que lleguen las elecciones, los partidos tendrán que evaluar qué candidaturas tienen real aceptación. El que no la tenga, que decline".