• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Rosa Orozco: “El pueblo no les paga para que torturen y asesinen”

La progenitora de Geraldine Moreno exige justicia y señala como responsables a los guardias nacionales del Destacamento 24 de Carabobo 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Al cumplirse tres meses de la muerte de Geraldine Moreno Orozco, su madre, Rosa Orozco, envió al comandante de la Guardia Nacional Bolivariana, general Antonio Benavides Torres, una carta en la cual, expresa pesar por su hija y le recuerda cuál es la misión de los militares.

“Usted trabaja para todos los venezolanos, entre ellos quien piensa diferente al régimen totalitario. Por si no lo sabía es este pueblo, al que ustedes atropellan, golpean, torturan y asesinan, el que paga su sueldo, y no es para que vulneren nuestros derechos. Esta carta es para que usted cumpla su palabra, porque usted lo juró. En lo personal creo que debe por honor, dignidad y hombría, hacerla cumplir”, escribió Orozco. Se refirió al llamado que hizo la secretaria general del Colegio Nacional del Periodistas-Caracas, Lisbeth de Cambra, cuando el gremio fue recibido en la sede de la GNB, en El Paraíso. “¡Usted no trabaja para el gobierno, sino para el Estado!”, dijo De Cambra al oficial, recordó Orozco.

La madre de Moreno manifestó el dolor por la perdida de vidas de estudiantes: “Un miembro de nuestras honorables y respetadas Fuerzas Armadas destruyó, en un acto vil, libre de humanidad y bajo plena conciencia mi dignidad, dejándome un vacío, tristeza y soledad que usted –como no es madre, no ha perdido a un hijo y no tiene conciencia– no puede imaginar; me arrebataron mi vida, mis ganas de vivir, a mi mejor amiga, mi hija adorada”.

Prosigue: “Usted dice que los militares nunca han levantado un fusil en contra de algún venezolano: ¿quién le quitó la vida a mi hija? A Marvinia Jiménez la agredió una mal llamada ‘guardia del pueblo’ que aún anda suelta maltratando a más venezolanos y a estudiantes, como hacen los GN del Destacamento 24 de Carabobo, ubicado en la autopista del este en Naguanagua, a escasos metros de donde le dispararon a mi hija. Puedo asegurar que fueron GN, y si hay dos implicados detenidos, todavía quedan 23 libres. Todos están involucrados porque en este hecho hubo asesinato y tortura a jóvenes del sector de Naguanagua comandado por el tenientecoronel y jefe de la Brigada Motorizada del D-24, Frank Alonzo Osuna Díaz. Tenga en cuenta general: con las madres venezolanas no se meta, y con sus hijos, mucho menos. En estos momentos, tan difíciles para mí y las madres venezolanas, le exijo: haga justicia. Ustedes los GN deben garantizar la paz, la seguridad, el respeto a las leyes, devolverle la dignidad al pueblo”.