• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Piden que Venezuela no vuelva al Consejo de Derechos Humanos

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) | Foto: Archivo

El Consejo de Derechos Humanos es parte de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) | Foto: Archivo

Human Right Watch y 36 organizaciones destacaron que existen serias violaciones de estándares de derechos humanos y que la reelección enviaría un peligroso mensaje a la comunidad internacional

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Un grupo de organizaciones de derechos humanos y latinoamericanas pidieron que Venezuela no sea reelecta como integrante del Consejo de Derechos Humanos de la ONU en las elecciones del 28 de octubre.

“El mal desempeño de Venezuela en materia de derechos humanos, incluso como miembro del Consejo de Derechos Humanos, debería evitar su designación para otro período en ese consejo”, reseñó Human Right Watch (HRW) y expresó las ideas de 36 organizaciones de derechos humanos.

Las elecciones para el período 2016-2018 del Consejo serán llevadas a cabo por la Asamblea General de la ONU en Nueva York el 28 de octubre de 2015.

HRW afirmó que los miembros del Consejo de Derechos Humanos deben cumplir con “los estándares más altos de protección y promoción de los derechos humanos” y que las actuaciones  del gobierno venezolano en los últimos tres años hacen “inadecuada” la representación de Venezuela.

“Las prácticas de derechos humanos del gobierno venezolano, su repudio al trabajo realizado por organismos internacionales de derechos humanos y la forma en que ha votado en el Consejo de Derechos Humanos durante los tres últimos años hacen que sea inadecuado que Venezuela ocupe un lugar en el Consejo. Mientras integró el Consejo de Derechos Humanos, el gobierno venezolano vulneró seriamente estándares fundamentales de derechos humanos que ese mismo órgano debería promover.”, señalaron.

HRW destacó cómo en 2014 hubo represión y detenciones arbitrarias en las manifestaciones, por parte de las fuerzas de seguridad.

“En 2014, miembros de las fuerzas de seguridad venezolanas reprimieron brutalmente manifestaciones mayormente pacíficas durante varias semanas. Las fuerzas de seguridad detuvieron arbitrariamente a manifestantes y transeúntes, los sometieron a severas golpizas y torturas durante su detención y les negaron garantías básicas de debido proceso”, expresaron.

También indicaron los hechos de detención y persecución de políticos opositores, el inicio de acciones penales contra dueños de medios de comunicación y la intimidación de defensores humanos.

“Además de su indiferencia por las libertades fundamentales dentro de sus fronteras, el gobierno venezolano ha rechazado que diversos órganos internacionales de derechos humanos realicen una evaluación genuina de la situación en el país. Durante más de una década, no ha permitido que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos visite Venezuela, ni que lo haga ninguno de los relatores especiales de la ONU desde 1996”, aseveraron.

Las organizaciones afirmaron que reelegir a Venezuela como integrante del Consejo de Derechos Humanos enviaría el peligroso mensaje de que la comunidad internacional es indiferente a las violaciones de derechos humanos cometidas por el gobierno venezolano y a su rechazo de los mecanismos internacionales de derechos humanos. También sostuvieron que la reelección de Venezuela sugeriría que los principios que se pretendían proteger al crear el Consejo de Derechos Humanos no merecen ser tomados en serio.