• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Milicia obrera es antagónica a los derechos laborales

Militares en el sector público solo han significado la no discusión de contratos colectivos y la represión de la protesta y la huelga, señaló el sindicalista Servando Carbone

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El movimiento sindical independiente reiteró su rechazo a la milicia obrera porque es antagónica a los derechos laborales fundamentales como la contratación colectiva, la protesta y la huelga.

“Es inaceptable el acto de mañana en el que serán juramentados los miembros de ese componente militar”, dijo el coordinador de la Unión Nacional de Trabajadores, Servando Carbone.

El dirigente afirmó que lo militar y lo civil, al cual pertenecen los sindicatos, no son compatibles. “La administración pública está llena de militares, especialmente en altos cargos, y su presencia solo ha significado un retroceso en los derechos de los trabajadores”, insistió.

Recordó que para los sindicatos ha sido muy difícil negociar los contratos colectivos, y las protestas y huelgas han sido descalificadas y reprimidas porque “el militar solo sabe dar órdenes y desconoce que las cosas se resuelven por la vía de la concertación con el reconocimiento de la dirigencia sindical electa democráticamente por la base trabajadora”.

Carbone deploró las declaraciones del presidente de la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores, Wills Rangel, en las que informó sobre el acto de juramentación de los milicianos. “Con esa acción está condenando a muerte a los sindicatos afiliados a la central bolivariana”, expresó.

También insistió en que la milicia obrera atenta contra la autonomía de los sindicatos con lo que el gobierno, al impulsar su creación, irrespeta el convenio 87 y 98 de la Organización Internacional del Trabajo,  de libertad sindical y el derecho a la contratación colectiva, respectivamente.

El dirigente de Unete afirmó que muchos de los empleados que prestarán juramento en la milicia “lo hacen para no perder sus puestos de trabajo, igual que cuando van a marchar convocados por una central obrera que es un apéndice del gobierno y del PSUV”.

Denunció que “los cuerpo de seguridad del Estado (Sebin, Guardia Nacional) “están atacando al pueblo y a los estudiantes mientras el gobierno aplica su paquetazo neolibreral”.