• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

La MUD trata de incorporar nuevos mediadores a la crisis interna

Piden al Vaticano exhortar al gobierno a que no elimine elección del Parlatino. Súmate acusó al CNE de hacer cálculos políticos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La Mesa de la Unidad Democrática trata de incorporar a nuevos mediadores que ayuden a encontrar soluciones a la crisis de Venezuela. Así lo informó el secretario ejecutivo de la MUD, Jesús “Chuo” Torrealba, luego de encabezar una visita a la Nunciatura Apostólica para solicitar la intermediación del Vaticano frente a las intenciones del PSUV de eliminar la elección directa de los diputados al Parlatino.

“Planteamos que la Nunciatura utilice su capacidad de convocatoria moral y diplomática para promover nuevas reuniones. En los últimos cuatro meses la situación cambió para bien. Ya no solo es Unasur, sino que otras voces quieren participar en la promoción de una solución pacífica para Venezuela: la declaración de la presidente Dilma Rousseff, el acuerdo del Senado colombiano, el acuerdo del Senado chileno, la posición de la Cancillería uruguaya. Creemos que es posible articular un nuevo tipo de respaldo a la búsqueda de una solución a la crisis humanitaria de Venezuela. Vamos a entregar este dossier de violaciones al derecho del pueblo a la solución pacífica y electoral, a todo el cuerpo diplomático acreditado”, declaró Torrealba.

El nuncio Aldo Giordano no se encontraba en su despacho al momento de la visita, pero le expresó a Torrealba por teléfono su disposición a remitir la comunicación “de inmediato” a la Secretaría de Estado del Vaticano.

El secretario de la MUD enfatizó que de acordarse la eliminación de las elecciones del Parlatino, no estarían en peligro unas curules sino la institución del voto directo, universal y secreto. “El año pasado el Vaticano trabajó por una solución electoral junto con la misión de Unasur y ahora hay una clara obstrucción por parte del gobierno a las salidas pacíficas y electorales de las que nos hablaba el papa Francisco en su misiva al pueblo venezolano de hace un año”.

Exigencias. El coordinador de Investigación de Súmate, Francisco Castro, criticó que el CNE se dedique a hacer cálculos políticos que no le corresponden para beneficiar al oficialismo en las parlamentarias. Rechaza la solicitud de eliminar la elección directa del Parlatino y opina que la propuesta refleja el temor de perder la votación nacional: “Perderían la circunscripción nacional, que es lo que se utiliza para elegir al Parlatino. No tendrían una mayoría de parlamentarios que vayan a esos organismos a tapar las irregularidades de Venezuela”.

Lamentó el retraso del CNE para dar la fecha de los comicios y opinó que también responde a los cálculos políticos, como se vio en las “maniobras irregulares” para restar diputados a ciertos municipios y sumarlos a otros.

Exigió que se amplíe el operativo especial de inscripción en el RE, porque se limita a algunas plazas Bolívar, “en zonas donde el oficialismo gana con comodidad”.

Súmate insistió en la importancia de una observación electoral integral, “con informes preliminares y conclusivos, que vigile que los ganadores asuman sus cargos y ejerzan el poder”.

Enrique Naime, representante electoral de Copei, pedirá a la Cepal que aclare si otorgó la certificación internacional al censo que se realizó en Venezuela en 2011, el mismo que sirvió para las proyecciones poblacionales del INE, que usó el CNE para mover el número de diputados que se eligen entre circuitos.

“Los censos necesitan tener una auditoría de una compañía internacional. El INE debe presentar la certificación de la Cepal. De no existir, entonces no tiene validez. Al no tener validez, las proyecciones del INE no son creíbles”.