• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Juicio a Afiuni volvió a caer en el limbo

Afiuni llegó al Palacio de Justicia acompañada de sus abogados José Amalio Graterol y Telma Fernández | Foto William Dumont

Afiuni llegó al Palacio de Justicia acompañada de sus abogados José Amalio Graterol y Telma Fernández | Foto William Dumont

La defensa considera que el gobierno teme que queden en evidencia los atropellos en la administración de justicia en Venezuela

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La jueza 17ª de juicio, Marilda Ríos, estuvo ayer “de permiso”, por lo cual fue diferido el reinicio del debate oral y público correspondiente al proceso penal contra la jueza María Lourdes Afiuni, por haber liberado al empresario Eligio Cedeño el 10 de diciembre de 2009.

El diferimiento es indefinido porque no se fijó fecha para una próxima convocatoria. El abogado defensor de Afiuni, José Amalio Graterol, informó que la jueza Ríos se reincorporó hace 15 días a su tribunal después de vacaciones que ella misma habría calificado de obligadas y de una suplencia en la Corte de Apelaciones.

Graterol considera que las dilaciones obedecen al miedo que tiene el gobierno de que el caso Afiuni se revierta en su contra. Por dos razones: 1.- los supuestos atropellos del Ministerio Público que quedaron en evidencia durante las ocho sesiones del debate oral y público que se desarrolló durante un año y se interrumpió en noviembre de 2013; y 2.- la repercusión internacional de la persecución, encarcelamiento y violación de una jueza venezolana que, según dijeron la semana pasada los expertos del Comité contra la Tortura de Naciones Unidas, habría causado terremotos en cualquier país donde en verdad rija el Estado de Derecho.

La piedra que trancó el proceso hace un año fue el careo acordado por la jueza Ríos entre el fiscal William Guerrero y los funcionarios del Sebin que detuvieron a Afiuni y allanaron su tribunal. Guerrero dice que no tuvo nada que ver, pero los agentes de la policía política aseguraron a coro que él ordenó ambos procedimientos.

A favor de Afiuni obra el resultado de la investigación fiscal que indica que no recibió dinero por liberar a Cedeño ni tuvo vinculación previa o posterior con el empresario.

Los retrasos abarcan el procedimiento disciplinario contra la jueza Afiuni, que se inició tres años después de su detención. El martes 11 se interrumpió el proceso administrativo, pues se solicitó a la Fiscalía que abriera una investigación penal por la presunta comisión del delito de prevaricación contra el ex inspector general de tribunales Jexxet García, que se incorporó a la defensa de Afiuni.