• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Dictamen del TSJ sobre beneficios puede tardar un mes

Las diligencias a favor de Gámez y Léon se iniciaron antes de que varios presos políticos y dirigentes de oposición comenzaran las huelgas de hambre | Foto AVN / Archivo

Las diligencias a favor de Gámez y Léon se iniciaron antes de que varios presos políticos y dirigentes de oposición comenzaran las huelgas de hambre | Foto AVN / Archivo

Defensoría del Pueblo aboga por varios presos políticos con problemas de salud

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Las expectativas sobre la posible puesta en libertad de algunos presos políticos por la intermediación de la Defensoría del Pueblo son grandes. Sin embargo, en gestiones similares realizadas con anterioridad por el defensor Tarek William Saab, el dictamen del Tribunal Supremo de Justicia tardó un mes.

Es el caso del ingeniero Pablo Estrada, enfermo de tuberculosis pulmonar, y que estuvo preso desde el 21 de julio de 2014 hasta el 30 de abril de 2015. A Estrada, el tribunal 29 de juicio de Caracas le había negado la medida humanitaria. Saab intervino ante el TSJ por su libertad condicional la última semana de marzo y la decisión del máximo tribunal demoró casi 30 días.

El jueves pasado se conoció que la Defensoría del Pueblo adelantaba nuevas gestiones humanitarias ante la Sala Penal del TSJ a favor de José Gámez, Andrés León y Magaly Contreras, entre otros.

No obstante, Carlos González, abogado de Magaly Contreras, confirmó que la mujer de 57 años de edad está libre desde fines de abril, tras obtener una suspensión condicional del proceso sujeta a presentación periódica y trabajo comunitario. Contreras sufre problemas renales y fue detenida en octubre de 2014 por sus mensajes en Twitter. Su caso fue gestionado junto con el de Pablo Estrada por la Defensoría del Pueblo.

Andrés León tiene 22 años, es estudiante de Derecho, sufre de problemas cervicales y permanece detenido en la comandancia de Navas Spínola, mientras José Gámez es un militar retirado que fue detenido en enero por una interceptación telefónica y tiene antecedentes de ACV e infarto.

Información extraoficial indica que las diligencias a favor de Gámez y Léon se iniciaron antes de que varios presos políticos y dirigentes de oposición comenzaran las huelgas de hambre, por lo que se trataría de una intermediación de rutina de la Defensoría.

Fuentes consultadas indicaron que el procedimiento no es inmediato. Una vez que se le solicita al TSJ, este verifica los datos y luego toma una decisión sobre cada caso. Aseguran que no es factible que esas medidas se adopten este fin de semana.