• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Maduro firmó el Reglamento de la Ley del Trabajo para que entre en vigencia hoy

Nicolás Maduro en la concentración del 1 de mayo | Cortesía Prensa Miraflores

Nicolás Maduro en la concentración del 1 de mayo | Cortesía Prensa Miraflores

La CBST le pidió firmar los contratos colectivos pendientes, pero el Presidente ni se inmutó

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Desde la convocatoria a la marcha del Día del Trabajador hasta la logística de la celebración, todo estuvo a cargo del PSUV y de los ministerios, aun por encima de los sindicatos que le son afectos.

La participación de la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores, por ejemplo, fue avasallada por el Ejecutivo. Ni siquiera las más de 12 tarimas apostadas en El Silencio y a lo largo de las avenidas Lecuna, Universidad, Baralt y Urdaneta fueron montadas por los trabajadores. La que fue ubicada en la avenida Baralt, esquina de Pedrera, era de la Alcaldía de Caracas; la que se apostó a los pies de las escaleras de El Calvario fue responsabilidad del ministerio de la Mujer; y el tinglado de la esquina de Perico, en la avenida Universidad, era coordinado por el Ministerio de los Servicios Penitenciarios. Nicolás Maduro encabezó la marcha que partió de La Bandera a la 1:15 pm, aproximadamente. A esa misma hora salía la movilización de la avenida Libertador, a la altura de Colegio de Ingenieros. El Presidente caminó en compañía de Cilia Flores y varios ministros hasta Roca Tarpeya, donde a las 2:45 pm se subió a un camión que lo llevó a la Plaza O’Leary, donde llegó a las 3:30 pm.

Allí el presidente de la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores, Wills Rangel, lo recibió y halagó su origen obrero. Rangel exhortó al primer mandatario a “discutir y firmar los contratos colectivos pendientes, ajustados a la Constitución y la ley”. Pero el Presidente, que habló 56 minutos frente a obreros de todos los ministerios y organismos del Estado, y frente a la cúpula sindical pro oficialista, no hizo ni una sola mención a los más de 400 contratos colectivos vencidos desde 2006.

  ¡Empleo! A las 3:47 pm entró al aire la cadena nacional de radio y televisión para transmitir completo el discurso del Presidente, cuyo anuncio central fue la firma, con marcador rojo como hacía Chávez, del Reglamento de la LOTT.

“Quiero firmar aquí el Reglamento de la Ley Orgánica del Trabajo para que sea publicado mañana (hoy) para que se garantice la estabilidad laboral de todos. Y, a través de este reglamento, normar la entrada en vigencia de todas las protecciones, de manera especial la reducción de la jornada de trabajo para la clase obrera”, manifestó.

Cuando los asistentes comenzaron a corear “¡empleo, empleo, empleo!”, les respondió hablando de la eliminación de la tercerización que establece la nueva la Ley del Trabajo, pero que entrará en vigencia en dos años. “Las empresas del Estado absorberán a los que hoy son tercerizados. Será un proceso progresivo, hasta donde podamos. No podemos quebrar a las empresas ni caer en el populismo ni hacer falsas ofertas”, expresó.

Pese a ser la administración pública el sector en el que más se han reportado despidos y amenazas por motivos políticas luego de las elecciones del 14 de abril, el Presidente no abordó el asunto. En cambio destacó la importancia de la misión Barrio Adentro Obrero, enfocada en atender las enfermedades ocupacionales de la masa trabajadora. Destacó como un logro del modelo económico impulsado por Chávez el hecho de que 60% de los trabajadores se encuentren en el sector formal de la economía y 40% en el informal.


 A Miranda. Nicolás Maduro informó que a partir de hoy llevará su gobierno de calle al estado Miranda, a su juicio abandonado por el gobernador Henrique Capriles. “¡Iremos a Miranda y si los medios siguen censurando al Presidente, haremos cadena!”, advirtió.

Dijo que en su recorrido por Miranda se enfocará en la seguridad, tema al que dedicó algunos minutos aunque sin mencionar que su secretario personal fue secuestrado el lunes en la noche ni que uno de los escoltas asignados a la Fiscalía General fue asesinado el mismo día, ambos en el municipio Libertador. El primer presidente obrero de Venezuela, como él mismo se define, no tocó ayer el tema de los 36 trabajadores muertos en lo que va de año por violencia sindical, ni de los 350 caídos por esa causa desde 2006. No obstante, habló de la violencia registrada en la Asamblea Nacional el martes, donde 11 diputados entre oficialistas y opositores resultaron con lesiones y heridas de distinto grado. Llamó al orden y pidió apoyo para las medidas que tome el presidente del Legislativo, Diosdado Cabello. Ayer en la noche fueron transmitidos en cadena nacional imágenes captadas por ANTV y las cámaras internas del hemiciclo durante la trifulca del martes en la noche, en la que 11 diputados resultaron heridos.


Fotos devaluadas

Las fotos del fallecido presidente Hugo Chávez, que durante la campaña electoral de Nicolás Maduro se vendían a 20 y 30 bolívares cada una, tuvieron una depreciación. Ayer eran ofrecidas por los buhoneros a razón de 3 por 20 bolívares.

También el brazalete tricolor bajó sensiblemente su precio. Para el acto de cierre de campaña de Maduro, los buhoneros de las avenidas Universidad, Bolívar y Urdaneta vendían el accesorio a 50 bolívares. Ayer se conseguían a 20 bolívares.

Las camisas con la síntesis gráfica de la mirada de Chávez, que se popularizó en la campaña presidencial de 2012 es otro de los productos que ha venido bajando su precio. En septiembre costaba 150 y 180 bolívares. Ayer pedían por ella 100 y 120 bolívares.

Desde un camión estacionado frente a la Cantv en la avenida Libertador se repartía, sin costo, cerveza fría a todo aquel que quisiera apaciguarse el calor. Esto a la vista de policías y funcionarios militares. Al momento de arrancar la marcha desde ese punto, a la 1:15 pm, se registraron por lo menos tres conatos de pelea entre manifestantes visiblemente alterados por el consumo de alcohol.