• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Designación de magistrados del TSJ es ilegítima

El exmagistrado Perkins Rocha afirmó que de concretarse en la Asamblea Nacional la designación de los magistrados del TSJ con mayoría simple, este sería un nombramiento írrito

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El exmagistrado Perkins Rocha afirmó que de concretarse en la Asamblea Nacional la designación de los magistrados del TSJ con mayoría simple, este sería un nombramiento írrito.

Explicó que los integrantes del Comité de Postulaciones ocultaron el contenido del baremo que les sirvió para  escoger los futuros miembros del TSJ, lo cual lesiona los derechos de los concursantes y de los ciudadanos.  

La sociedad civil -refirió Rocha- y los aspirantes a magistrados desconocen cuáles fueron los criterios que utilizaron  los miembros  del Comité para evaluar sus condiciones morales, éticas y profesionales. “Nadie sabe cuál fue el criterio de preselección y de exclusión de los hombres y mujeres que van a juzgar a los venezolanos”. Sostuvo que el hermetismo impuesto por los miembros del Comité ha afectado a los mismos concursantes, quienes van a ser escogidos o desechados por razones no técnicas ni imparciales.

Señaló otras violaciones en el proceso, tales como que los aspirantes, desconocen para cuál Sala serán evaluados y cuál criterio de selección se establecerá de forma especial por cada Sala, amén de que el Parlamento debe designar a los sustitutos de los ocho magistrados cuyos períodos vencieron en diciembre de 2012 y los cargos de aquellos que fallecieron o fueron destituidos. Destacó que  nada se sabe sobre los suplentes, que también deben ser designados por la AN.

“En clara violación a lo dispuesto en la ley del TSJ, se  entregó la lista inicial a la Fiscal sin que antes el Comité hiciera la revisión. Este no esperó los resultados de las objeciones, recursos y revisiones solicitadas por los concursantes que fueron rechazados y que impugnaron su exclusión, ni se les ofreció respuesta formal a los aspirantes que impugnaron las decisiones que los excluyeron, lo que significa, que no se oyeron sus defensas, alegatos ni pruebas en contrario. Actuó arbitrariamente y contrario a lo que ordena Ley del TSJ, que establece que las entrevistas de los aspirantes deben hacerse en público, para que los ciudadanos conozcan el perfil del aspirante”, expresó.

Cuestionó también la revisión del Poder Moral que debería  respetar la selección del Comité, salvo que exista “causa grave” para rechazar a los aspirantes. Pero no existe control del aspirante, ni del Comité para revisar, controlar y cuestionar legítimamente la decisión que el Poder Moral haga en este sentido.

“La participación que en la designación de los nuevos magistrados al TSJ hagan los integrantes del Poder Moral cuyos mandatos se encuentran vencidos causaría una decisión ilegítima, írrita, constitutiva de un fraude a la Constitución y a la democracia,  que viciará de nulidad absoluta al futuro órgano judicial que se llegare indebidamente a constituir, como consecuencia de esta decisión”, concluyó.