• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

“Conatel se ha convertido en un organismo de control político; lo vamos a revisar”

Tomás Guanipa invitó a la población al "Mega firmazo" / Foto: Raúl Romero

“Vamos a hacer valer nuestras competencias porque tenemos la legitimidad constitucional y popular para hacerlo”, dijo Tomás Guanipa / Foto: Raúl Romero

Tomás Guanipa, presidente de la Comisión de Poder Popular y Medios de Comunicación de la AN, promete atender las quejas de irregularidades en los consejos comunales y llevar al exterior la denuncia sobre persecución a la prensa libre. El Complejo Editorial Alfredo Maneiro deberá rendir cuentas claras 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Tomás Guanipa, secretario general de Primero Justicia y quien preside por primera vez una comisión permanente de la Asamblea Nacional desde que llegó al Parlamento en 2011: la de Poder Popular y Medios de Comunicación. La instancia es la encargada, según el Reglamento Interior, de “elaborar la legislación para desarrollar la participación ciudadana, así como lo correspondiente al desarrollo de las telecomunicaciones, los medios de comunicación, la libertad de expresión y el derecho a la información veraz y oportuna”.

Entre 2011 y 2016 esa comisión solo elaboró una nueva ley (la de Comunicación del Poder Popular) y reformó otras dos (Consejos Locales de Planificación y Consejos Estadales de Planificación), no interpeló a ningún alto funcionario e impulsó al menos cinco condenas contra medios de comunicación independientes.

Guanipa, apoyado en la mayoría opositora que domina la comisión, promete más productividad, diálogo y transparencia. Esta semana se acordó la interpelación del presidente del Complejo Editorial Alfredo Maneiro.

—¿Además de la interpelación acordada del presidente del Complejo Maneiro, la comisión visitará su sede?

—Sí. Queremos visitar la planta pero también a los medios que han tenido problemas con el papel como El Nacional, El Carabobeño, El Impulso y tantos otros que tuvieron que migrar a redes sociales. Ellos van a tener una voz en todo esto porque en los últimos años ha habido una manipulación para hacer ver a la víctima —los medios— como victimarios.

—¿En qué se centrará el presupuesto de la comisión bajo su dirección?

—Además del contacto directo con los medios agredidos estos años, visitaremos consejos comunales que tienen denuncias muy graves sobre la partidización y corrupción. Y tenemos que alzar nuestra voz institucional a escala internacional para denunciar la persecución contra los medios de comunicación en Venezuela.

—¿Qué atenderán primero: la agenda de leyes o la situación que enfrentan medios impresos y emisoras radiales?

—Atenderemos todo de forma paralela. Queremos concentrarnos en 3 o 4 leyes: regularización de concesiones, regularización del manejo de los medios del Estado, revisión de la ley resorte y ley de acceso a la información pública. La Corporación Maneiro ha sido manejada como una especie de censor político y ha generado una crisis sin precedentes en los medios impresos. Por otro lado, han sacado centenares de emisoras del aire, cerraron un canal de televisión como RCTV y 70% de las radios no tiene concesión. Todo eso será atendido.

—¿Conatel y su Directorio de Responsabilidad Social serán invitados a la comisión?

—Sí. Conatel tendría que ser un organismo técnico, pero ha sido desvirtuado y se ha convertido en un organismo de control político, lo que antes eran los censores de las dictaduras. Creo que hay que romper la incomunicación con Conatel y entrar en una nueva etapa de respeto. Nosotros vamos a ejercer nuestra función de control político sobre el Ejecutivo y de evaluación e investigación sobre lo que ahí pasa. Conatel entra en nuestras prioridades.

—¿Reformarán la normativa que regula a Conatel?

—Ese es un caso en el que todavía no me atrevo a hablar de las acciones concretas, pero es muy importante porque Conatel no puede seguir siendo el censor de un partido político sino estar a la orden de todos los venezolanos.

 —¿Reformarán o derogarán alguna de las leyes del poder popular?

—Estamos en plena discusión. Sin lugar a dudas hay algunas leyes de esas que estamos convencidos de que hay que derogar porque colidan con la Constitución. Eso entra en la agenda de política que debe definir la bancada de la Unidad. Pero no me quiero adelantar. Vamos a crear una comisión para revisar la arbitrariedad con que han funcionado emisoras de radio y medios impresos al amparo del poder popular, que en verdad no representan a una organización vecinal sino al partido de gobierno. Yo creo en el poder popular para fomentar el bienestar de la comunidad, pero no en consejos comunales afiliados a un partido político, donde el presidente del consejo comunal se convierte en una especie de capo dentro de la comunidad.

—¿Qué iniciativas piensa incentivar en el primer período ordinario para favorecer a sus electores, los habitantes del Distrito Capital?

—Tres asuntos: concentrarnos en la revisión de la prestación de los servicios públicos para atender agua y electricidad; impulsar la ley de acceso a la información para obligar a Jorge Rodríguez (alcalde  Caracas) a informar sobre su gestión y fomentar la descentralización para descongestionar la ciudad.

—Vistos los primeros rounds entre los poderes, ¿ve viable el funcionamiento de la AN?

—La institución por excelencia que representa al pueblo es la Asamblea Nacional. Además, acabamos de ser electos, tenemos la mayor legitimidad. No creo que será fácil, pero vamos a hacer valer nuestras competencias porque tenemos la legitimidad constitucional y popular para hacerlo.

—¿Y un acercamiento con el PSUV con miras a un diálogo nacional?

—Luego del 5 de enero siento que para ellos ha sido como una liberación. El verdugo que les obligaba a usar la ofensa, el golpe, la agresión física ha desaparecido y con ello también ha habido una distensión en los pasillos, en conversaciones fuera de micrófonos. La designación de Héctor Rodríguez como jefe de la fracción madurista es un hecho positivo. Pienso que solo el diálogo nos puede evitar confrontaciones innecesarias que terminen en violencia y anarquía, lo cual no hace bien a nadie.

—La plenaria aprobó un acuerdo que permite el acceso de los periodistas al Hemiciclo. ¿La comisión llamará a la eliminación de los artículos 56 y 66 del Reglamento Interior que mantienen esa prohibición?

—Absolutamente. En las primeras de cambio queríamos asumir la gobernabilidad de la Asamblea y una vez concretado, entrar en una revisión del reglamento, que es arbitrario y discrecional. Para nosotros esos dos artículos tienen que ser eliminados y esa será una de las primeras acciones que vamos a solicitar como Comisión de Medios a la plenaria. Eso ocurrirá en las próximas semanas y forma parte de una de las primeras acciones para impedir que la discrecionalidad de quien gobierne la AN en el futuro vuelva a sacar a los medios de comunicación del Hemiciclo.