• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Chavismo frustró la presentación de la ley de producción nacional

Los seguidores del oficialismo se negaron a abandonar el Hemiciclo. “¡La patria no se vende!”, gritaban | Foto José Pacheco

Los seguidores del oficialismo se negaron a abandonar el Hemiciclo. “¡La patria no se vende!”, gritaban | Foto José Pacheco

Henry Ramos Allup suspendió la sesión de ayer ante los gritos y la resistencia de una barra oficialista a abandonar el Hemiciclo

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

En medio de la presentación del proyecto de ley para la activación y fortalecimiento de la producción nacional, a cargo del jefe de bancada de la Mesa de la Unidad Democrática en el Parlamento, Julio Borges, el presidente de la Asamblea Nacional, Henry Ramos Allup, tuvo que suspender la sesión de ayer porque una barra de seguidores del oficialismo no dejó de gritar consignas contra la propuesta y odas a Hugo Chávez, a pesar de que se les advirtió que si no se comportaban, serían desalojados.

“¡La patria no se vende! ¡La patria se defiende!”, gritaban hombres y mujeres vestidos de rojo o con indumentaria indígena.

Ramos Allup, luego de un par de advertencias, ordenó desalojarlos, pero estos no lo aceptaron, apoyados por el diputado Francisco Torrealba, del PSUV.

El presidente de la AN aclaró que suspendió la sesión para evitar confrontaciones y posibles hechos de violencia, pues, aseveró, entre los que estaban en la barra “había gente armada, militares vestidos de civil, componentes al margen de la Constitución”.

Borges afirmó que el proyecto de ley busca devolver el orgullo de lo “hecho en Venezuela”, para dejar de importar comida y medicamentos. Explicó que se enfoca en cuatro áreas: oportunidad y confianza a los empresarios para invertir; atacar el congelamiento de precios, “que hace que todo suba más”; revisar expropiaciones, y detallar qué empresas del Estado están produciendo y cuáles no.

“¿En Venezuela no hay comida por la guerra económica? El gobierno es quien decide qué se siembra y dónde; es dueño de la mayoría de las tierras cultivables; decide cómo se distribuye la comida, qué alimentos se importan; es el dueño de todos los dólares. Tiene 1.200 empresas expropiadas, pero el café se trae de Nicaragua; tiene 63% de la planta para producir azúcar, y no la produce; 52% de las plantas para producir arroz blanco, y no lo produce. Eso es la guerra económica, el fracaso de ustedes”, señaló.

Torrealba calificó de xenofóbica y excluyente la decisión de Ramos Allup: “Hoy tuvimos la primera victoria del pueblo contra esta Asamblea burguesa. Ganó la representación indígena que se opone a la privatización, que no quiere que se entregue la patria a intereses extranjeros”.

El diputado afirmó que quienes sabotearon la sesión eran infiltrados de la oposición.

La Asamblea, que ayer juramentó al cantante y diputado suplente Roque Valero, iba a discutir también el informe de la comisión especial que revisó la designación de magistrados del TSJ el 23 de diciembre de 2015.