• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Briquet: El CNE debe demostrar que es un árbitro imparcial

El Comando Simón Bolívar realizó una asamblea en La Pastora | Prensa Comando Simón Bolívar

El Comando Simón Bolívar realizó una asamblea en La Pastora | Prensa Comando Simón Bolívar

El representante del Comando Simón Bolívar Caracas recomendó tres reglas sencillas para abordar la corta campaña por la presidencia: "Primero, no demos nada por hecho; segundo, ese señor no es el otro; y tercero, tenemos que organizarnos"

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Durante una asamblea realizada con vecinos de la parroquia La Pastora, el representante del Comando Simón Bolívar Caracas, Armando Briquet, sostuvo que el Consejo Nacional Electoral debe demostrar que es un árbitro realmente imparcial con acciones.

"Hemos planteado al CNE un conjunto de solicitudes para garantizar que la campaña y los comicios sean lo más equilibrados posibles. En otras oportunidades hemos denunciado el ventajismo de los candidatos del Gobierno central, sin que hayamos tenido respuesta exitosa. Es fundamental por ejemplo, le regulación de las cadenas. El CNE debe ser un árbitro que pite faltas de lado y lado", señaló Briquet.

Dijo a los vecinos que a pesar del ventajismo del Gobierno, los venezolanos están llamados a dar la batalla para poner fin a la división.

En su opinión, "el Gobierno sabe que tiene un candidato que no cala en la gente, de hecho el abuso de las cadenas se le puede revertir en contra, porque mientras más habla Nicolás, más desanima a los seguidores del oficialismo. Tenemos una oportunidad histórica de cambiar el rumbo de Venezuela y no podemos desperdiciarla. La mejor forma de luchar es que entendamos que este país nos pertenece a todos, porque Venezuela somos todos".

Briquet recomendó tres reglas sencillas para abordar esta campaña. "Primero, no demos nada por hecho; segundo, ese señor no es el otro; y tercero, tenemos que organizarnos. No podemos permitir que un grupito de incapaces destruya el país. Estos 25 días que quedan son de mucho trabajo, pero vitales en la vida de cada uno de nosotros. Es importante trabajar corrido este tiempo, sin jornadas de descanso, para que mañana no nos lamentemos".