• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Reiteran que Armada, Ejército y Aviación no tienen potestad en control del orden público

Foro por la Vida denuncia que en 2014 la intensidad de la represión fue desproporcional a la frecuencia de protestas violentas / EFE

Foro por la Vida denuncia que en 2014 la intensidad de la represión fue desproporcional a la frecuencia de protestas violentas / EFE

La coalición de organizaciones de derechos humanos Foro por la Vida sostiene que la resolución que aprueba que las Fuerzas Armadas usen armas de fuego para controlar manifestaciones es un retroceso para las garantías de los derechos humanos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El control del orden público en las manifestaciones es competencia exclusiva de los cuerpos policiales, aseguró a través de un comunicado Foro por la Vida, la coalición de organizaciones de derechos humanos venezolanas.

La resolución número 008610 del Ministerio para la Defensa, publicada el 27 de enero de 2015 en la Gaceta Oficial número 40.589, autoriza a la FANB a hacer uso de armas de fuego en protestas.

“Esta medida viola la Constitución nacional en sus artículos 68, 329 y 332 y se aparta del estándar internacional que señala que sólo los cuerpos policiales deben ser los responsables del control del orden interno”, precisa el grupo de ONG.

Foro por la Vida, que exige la derogación de la resolución, recuerda que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos ha reiterado en varias oportunidades que el control del orden interno debe ser competencia exclusiva de los cuerpos policiales. La GNB tendría la competencia si policías son rebasadas.

“Las Fuerzas Armadas fueron creadas y entrenadas para derrotar a enemigos en combate, no para la protección y control de civiles. Por lo tanto, la participación militar en manifestaciones públicas podría ocasionar la violación de derechos humanos en contra de la población civil, principios que además han sido reseñados en la sentencia contra Venezuela emitida por la Corte Interamericana de Derechos Humanos en el caso de El Carachazo”, indica el documento.

Agrega que la resolución se dicta en “un contexto de amplia represión por parte de cuerpos militares en manifestaciones”.

“En 2014 la intensidad de la represión fue desproporcional a la frecuencia de protestas violentas: aunque las protestas violentas aumentaron 184% con respecto a 2013, la represión aumentó 534%. El porcentaje de represión fue de 16,4%, superando la cifra más alta de represión del expresidente Chávez: 7% para el año 2009”, especifica el comunicado.

En 2013, 61 protestas fueron reprimidas, en el año 2014 se reprimieron 387, 82% de las cuales fueron de carácter pacífico.

“En ninguna de las manifestaciones violentas en Venezuela han sido incautadas armas de fuego a los manifestantes; sin embargo, se registraron 41 casos de víctimas letales, de los cuales al menos seis sucedieron por disparos atribuidos a cuerpos de seguridad. Tomando en cuenta estos hechos, dejar a consideración de los funcionarios de seguridad la decisión de disparar contra civiles manifestando representa una clara situación de vulnerabilidad para quienes ejerzan su derecho a la protesta y constituye un retroceso para las garantías de los derechos humanos de los venezolanos”, agrega el documento.