• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Academias: Plan de la patria es un documento partidista

El libro rojo atado con una cinta tricolor que Diosdado Cabello entregó el miércoles a Nicolás Maduro no es vinculante para alcaldes y gobernadores, dicen académicos | Foto Cortesía Prensa MIraflores

El libro rojo atado con una cinta tricolor que Diosdado Cabello entregó a Nicolás Maduro no es vinculante para alcaldes y gobernadores, dicen académicos | Foto Cortesía Prensa MIraflores

Los intelectuales afirman que el documento es ideologizante y contrario a la Constitución. Advierten que el Ejecutivo crea institucionalidad paralela

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Ideologizante, partidista, personalista, adoctrinador, excluyente, impositivo y contrario al pluralismo y la alternancia del poder, son algunos de los adjetivos empleados por las Academias Nacionales para describir el contenido del plan de desarrollo de la nación 2013-2019, denominado plan de la patria.

Los profesionales más destacados del país emitieron un comunicado en el que rechazan por inconstitucional los contenidos del documento aprobado por la Asamblea Nacional el pasado 3 de diciembre.

Advierten que se trata, no de un material que guíe las políticas de gobierno para los próximos años como manda la Constitución, sino de un instrumento de culto a la personalidad de Chávez, que acentúa postulados ideológicos del discurso oficial, muestra un profundo afán de adoctrinamiento, fomenta la creación de una institucionalidad paralela y deja por fuera el pluralismo político consagrado en la carta magna.
“Preocupa sobremanera que la radicalización de la democracia participativa y protagónica sea asumida como su encapsulamiento en un modelo ideológico particular, en lugar de visualizarla como su intensificación en armonía con distintas motivaciones e inspiraciones para la acción”, dice el comunicado emitido este jueves por los intelectuales.

Acotan los intelectuales que la orientación del plan de gobierno “profundiza la tendencia a ideologizar la actividad de la Fuerza Armada Nacional y a fundir lo civil con lo militar, lo cual resulta apuntalado por un sobredimensionamiento del concepto de seguridad de la Nación”.

Incompatible. Las Academias advierten que el plan es incompatible con la Constitución, la cual es ignorada o adulterada: “Como observación general es preciso señalar que dicho texto se perfila más como una declaración de principios ideológicos o un programa de partido que como un Plan de Desarrollo Económico y Social de la Nación”.

Sostienen que corresponde a los planes de gobierno focalizarse en políticas económico-sociales relacionadas con objetivos de esa naturaleza inscritos dentro de los parámetros esbozados en la Constitución o compatibles con ella. “El documento examinado pretende trazar un marco valorativo y principista alternativo al de la Constitución, la cual resulta en buena medida ignorada o adulterada”, dice la declaración.

Las Academias también niegan el carácter de “ley” que se le ha pretendido dar al plan de la patria, porque ello “contrasta con la concepción constitucional y democrática de un Plan Nacional de Desarrollo, que no obliga directamente a los particulares. Sostienen que su ejecución se encomienda al Presidente de la República y no puede sobrepasar el ámbito de los organismos que estén bajo su dirección, con estricto apego a la división horizontal y vertical de los poderes.