• Caracas (Venezuela)

Política

Al instante

Realidad venezolana no es culpa del diario

Sede del diario El Nacional | WILLIAMS MARRERO

Sede del diario El Nacional | WILLIAMS MARRERO

Expertos consideran que fallo contra El Nacional es una manera de atentar contra el derecho de los ciudadanos de estar informados

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La valoración que el Tribunal 3° de Juicio de Caracas hizo de  la foto de los cadáveres apilados en la sala de autopsias de la morgue de Bello Monte,  publicada por El Nacional en agosto de 2010, es una interpretación subjetiva de la realidad venezolana. Esta es una de las consideraciones de la profesora Cristina D’Avolio, analista del discurso y docente de la UPEL.

La experta señaló que el argumento de la afectación de los niños por ver esa imagen sólo persigue apelar a la emotividad de las personas ante un grupo social vulnerable.

“Nuestra realidad es violenta y lo que hizo El Nacional fue reflejarla. El tribunal impone al medio una sanción por publicar una fotografía de una realidad, como si lo que allí ocurría fuera culpa del periódico. ¿Quién se encarga de exigirle al Estado que haga algo para evitar que la realidad sea la que nos mostró la foto? Se trata de una valoración negativa de lo que hizo el periódico, pero no se le exigen nada a quien realmente es responsable del problema”, explicó la académica.

El investigador de la comunicación Oscar Lucien señaló que la sanción contra el diario busca criminalizar la labor de informar de manera veraz, pues a su juicio la fotografía sólo muestra la realidad de las consecuencias del clima de violencia que vive el país.

“Es como el chiste del marido cornudo, que decide botar el sofá en el que la mujer lo engaña. La sociedad debe levantarse y rechazar con contundencia la medida contra el periódico porque es censura previa contra un medio; pero también es contra el ciudadano, que no encontrará espacio alguno para enterarse de lo que sucede en el país”, dijo Lucien.

El cineasta señaló que el fallo es una muestra más de que el Gobierno es plenamente consiente de que el modelo que pretende imponer en el país no es viable mientras existan medios de comunicación independientes.  

“No es un asunto sólo de medios y de periodistas, porque esta medida también atenta contra el derecho de los ciudadanos de estar informados. Esa foto se publicó en un contexto particular con el fin de promover una reflexión sobre un tema vigente, tenía un valor argumentativo y su propósito era buscar una solución a ese problema”, dijo.