• Caracas (Venezuela)

Pedro Morales

Al instante

El “deliberado e inducido” conflicto universitario (Parte I)

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:


Este conflicto nace desde el mismo momento en que las justas y meritorias demandas salariales de los docentes universitarios son incumplidas, aparte de recibir un trato desconsiderado e irrespetuoso, y en todo caso de la flagrante violación de derechos humanos fundamentales y la sagrada “institución de los derechos adquiridos”. No obstante, es preciso recordar que desde el inicio aparecieron diferentes tablas salariales que generaron en el sector profesoral la esperanza de que por fin se le iba a reconocer su alta labor de rango constitucional: formar profesionales y seres humanos integrales al servicio del país.

En efecto, haciendo un breve recuento histórico se encuentra que: resoluciones Fapuv (12-03-2015) acerca del “referéndum consultivo”. ¿Aprueba usted las motivaciones antes expuestas y la tabla salarial a ser presentada por nuestra federación? Ejemplo: Profesor Titular a D. E.: 15.297 bolívares (dic. 14), 53.692 bolívares (ene. 15), 91.277 bolívares (sep. 15), 182.554 bolívares (ene. 16). Cláusula 83: propuesta de tabla de sueldos II CCU (15-04-2015). Profesor Titular a D. E.: 141.861 bolívares (ene. 15), 198.606 bolívares (sep. 15), 278.048 bolívares (ene. 16), 389.267 bolívares (sep. 16).

Sin embargo, la “negociación” con el gobierno comenzó a dilatarse en una especie de “operación morrocoy”, y la tan esperada cláusula 83 de la II CCU se retardó su discusión injustificadamente, generando en el gremio de profesores una gran preocupación y suspicacia alarmante, hasta el punto de que antes de iniciar el receso docente se decidió realizar en las diferentes universidades sendas consultas, en el formato de referéndum o plebiscito (según el caso), donde se decretaría para el mes de septiembre de 2015 un “paro indefinido o cese de actividades académicas”, si el gobierno no satisfacía las demandas salariales establecidas en el proyecto de la II CCU. En particular es oportuno recordar por ejemplo: referéndum ULA (16-07-2015);   plebiscito UNET (04-08-2015).

Lamentablemente, en la madrugada del 03-09-2015 se produjo el desenlace: la aprobación de la controvertida cláusula 83 (con el voto en contra de Fapuv). La propuesta salarial presentada por el gobierno no guardaba relación con las que antecedieron, adoleciendo de coherencia constitucional, y sin basamento  metodológico que la justificara. En tal sentido, téngase en cuenta el siguiente ejemplo de lo presentado y aprobado de manera unilateral por el sector oficial: Profesor Titular a D. E.: 24.250 bolívares (ene. 15); 27.888 bolívares (feb. 15), 33.465 bolívares (jun. 15), 36.812 bolívares (jul. 15), 44.174 bolívares (sep. 16).

La tabla salarial formulada en el proyecto de la II CCU se había descartado por completo, con los agravantes siguientes: A) violación del Estado constitucional de Derecho: i) carta magna: (art. 23) supraconstitucionalidad de los tratados y acuerdos sobre “derechos humanos”; (art. 24) principio de la irretroactividad de las leyes; (art. 25) actos nulos; (artículos 87, 89 y 91) irrenunciabilidad y progresividad de los derechos y beneficios laborales; (artículos 19, 28, 58 y 91) derecho a la información veraz y oportuna; (art. 109) “búsqueda del conocimiento”. B) Algunos referentes conflictivos de la II CCU: i) disminución del salario de los docentes y auxiliares a tiempo convencional; ii) la  regresividad en la interescala entre categorías; iii) exclusión de la “prima por antigüedad”; iv) bono por doctorado excluido del salario.

La reacción y el reclamo gremial no se hicieron esperar. Desde el mismo lunes 14 de septiembre de 2015 comienzan las deliberaciones en las distintas asociaciones de profesores, aprobándose un conjunto de propuestas a ser presentadas en la reunión de Fapuv (pautada para el día 17-09-2015), igualmente aparece el término de “protesta activa” y la suspensión de la actividad docente. Surge además en el ambiente la posibilidad de que el ministro se reúna con los representantes gremiales de los docentes. Pero así pasaron los días, con la expectativa de la posible reunión, del diálogo que pudiera dar por culminado el conflicto.

 

(Continúa en la próxima entrega...)