• Caracas (Venezuela)

Pedro Morales

Al instante

Apunet: “orientar y ayudar a las autoridades universitarias”

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Un hecho histórico a favor de la modernización de la estructura organizacional y la consolidación de la institucionalidad, legitimidad y gobernabilidad de la Universidad Nacional Experimental del Táchira (Unet), lo representó la fundación de la Asociación de Profesores de la Unet (Apunet) aquel 27 de mayo de 1976. Cónsonos con esta celebración se comparten algunas ideas del mensaje alusivo al 40 aniversario:

Parte I: La institución universitaria se constituye en pilar esencial de progreso para los países, dada su misión rectora de gestionar procesos continuos de enseñanza-aprendizaje, generadores de talento humano y bienes de capital tecnológico. Sin embargo, aparte de las consideraciones de orden constitucional o teológico, donde se demanda una educación de calidad para el beneficio de la sociedad, se encuentran presentes extremadas limitaciones que amenazan la calidad de los procesos educativos. Por ejemplo, menos del 20% del presupuesto universitario está destinado para gastos de funcionamiento (GF), y aproximadamente el 80 % está conformado por la estructura salarial de sus trabajadores, que a propósito están fuertemente depreciados y rezagados en términos del incremento de la tasa de inflación.

De acuerdo a estimaciones previas, el gasto de funcionamiento (GF) de las universidades debe incrementarse en al menos tres veces, el cual, respetando los justos incrementos salariales (S) de sus trabajadores, pueda ubicarse en una relación económica de equilibrio de 60% (GF) a 40% (S). Asimismo, en función de la pérdida de valor de los presupuestos universitarios, a causa de la devaluación e hiperinflación que han atentado contra la adecuada ejecución de los “Planes de Desarrollo Integral” de las universidades, se requiere que el gobierno nacional le restituya más de 3 mil millones de dólares.

Así planteadas las cosas, la universidad en todo su conjunto requiere de un cambio de estrategia dentro del marco que establece la “Gobernanza Inteligente”, donde las exigencias deben redirigirse a consolidar su infraestructura y capacidad de producción. Se debe recordar que la institución universitaria representa la matriz de desarrollo de un país, y la mejora sustentable de la misma repercutirá favorablemente en la actividad económica de Venezuela. Lo anterior exige que exista una rectificación de la política y modelo económico aplicado en el país, que permita la reactivación del aparato productivo nacional, donde las universidades a través del valor agregado que potencian a través de la generación de talento humano y acervo del “stock” tecnológico, juegan un papel preponderante.

Parte II: En Venezuela existe el urgente clamor y el consenso generalizado de revalorizar nuestro sistema de “buena moral” como sustento fundamental de la democracia, y que en esencia representa el camino que conduce a la autoridad, y por lo tanto a la confianza y credibilidad en las instituciones. Y desde la misma fuerza moral, resulta imperante y pertinente iniciar una tregua política y la convivencia unitaria de todos los venezolanos, de manera de poder permitir la reactivación del verdadero dialogo a favor de la paz, la libertad, la tolerancia, la democracia y la justicia. Todo de la mano de la concertación y el diálogo.

El único camino posible es la concertación, y la concertación se inicia con el acto sincero de la autocrítica y la rectificación: principio activo del dialogo productivo. El Santo Padre Francisco recomienda: “dialoguen…entiéndanse como hermanos”. Diálogo caracterizado por la, i) reciprocidad, es decir, la convivencia social no puede construirse si, unilateralmente, unos prescinden de otros; ii) apertura y acogida de los puntos de vista de todas las partes; iii) lucidez, al exigir firmeza, convicción, perseverancia y prudencia.

Parte III: Algunos objetivos (Apunet): estimular el espíritu crítico de sus miembros y del estudiantado; orientar y ayudar a las autoridades universitarias en la planificación, implementación y evaluación de programas de desarrollo institucional en docencia, investigación, extensión y administración académica; luchar por el establecimiento de un régimen autonómico y democrático en la UNET; Defender los principios de respeto a la ciencia y la cultura, a los derechos humanos y a las instituciones democráticas.

 

pmoral@unet.edu.ve

@tipsaldia