• Caracas (Venezuela)

Pedro Llorens

Al instante

Mitad y mitad

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

“Señor Obama: si usted nos ayuda a repatriar ese dinero (el de las cuentas en Andorra), que bastante falta nos hace,  le ofrecemos repartirlo mita y mita”.

Diosdado Cabello, programa Con el mazo dando (VTV)


En el colegio solía decirse “conti-mitad” para reclamar el derecho de participar en el festín de un compañero… o  se daba a éste un golpe en la mano, para hacer caer lo que mostraba, con la advertencia: “Conti-tumba y no me recoja”.

De cualquier manera, las expresiones de malandros tempranos vuelven a surgir en los malandros adultos aunque estos lleguen a ocupar altas posiciones: el diabólico presidente de la Asamblea Nacional trata al mandatario estadounidense como si fuera el sheriff de Tombstone, Arizona, en tiempos de Billy The Kid (1859-80), el pistolero niño que a los 21 años de edad había matado a 19 hombres (“sin contar mexicanos”, según se ufanaba)  y le propone repartirse el botín una vez recuperado.

A Maduro también se le sale el barrio (no sabemos cuál) al desmentir a Barack Obama: “Se enredó con Venezuela y lo han llenado de casquillo contra mí” (los trabajos que debe pasar el servicio de traducciones del Departamento de Estado con semejante léxico)…

En cuanto a que el gobierno de Maduro sea una amenaza para Estados Unidos, lo dudo (como todo el mundo) pero ojo, posiblemente no lo es por falta de dólares, porque el imperio que heredó del comandante supremo fue tan “injerencista” como el imperio de Bush, ahora de Obama (Chávez pudo haber dicho la famosa frase: “En mis dominios no se pone el sol” pero no tenía talento para ello y, al parecer, se le adelantó 400 años Felipe II)…

Cuando el gringo asomaba su nariz a favor de una causa en cualquiera de sus “patios traseros” (o ajenos), se encontraba con algún enviado chavista que le hacía morisquetas con los pulgares en las orejas, en defensa de la causa contraria… aún tratándose de escenarios tan diferentes como el territorio Saharaui (Frente Polisario), donde se combate con armamento venezolano, de asuntos tan ajenos como la conspiración Irán-Kirchner denunciada por el fiscal Nisman en Argentina, según revelaciones de tres ex funcionarios venezolanos al semanario brasileño Veja, o de sobornos tan pintorescos como los descubiertos en la Banca Privada de Andorra.

Miles de militares y civiles armados y una representación rusa desfilaron para mostrar “la capacidad defensiva de la patria”…pero todo se derrumbó con el volcamiento que provocó la muerte de un oficial y con el pistoneo de los cañones del Cuartel de la Montaña durante la frustrada salva de artillería en homenaje al santón bolivariano.

pllorens@el-nacional.com