• Caracas (Venezuela)

Papel literario

Al instante

Seis dimensiones del sujeto mediático

Gustavo Hernández Díaz / Foto Archivo El Nacional

Gustavo Hernández Díaz / Foto Archivo El Nacional

“Cualquier vinculación con los medios masivos e Internet debe superar la mera gratificación, esto es, hay que trascender lo lúdico, el goce instantáneo, hay que ir más allá de lo que se ve y lo que se escucha  para comprender lo que subyace en los mensajes”

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Un rasgo distintivo dela pedagogía de los medios de José Martínez De Toda Terreroes su concepción integral y versátil del sujetoque interactúacon los medios masivos, tecnologías móviles e Internet. No obstante, el sujeto, “homo videns”, aun cuando es capaz de discernir sobre gustos y preferencias, requiere de orientación pedagógicapara que aprenda a valorar con autonomía la cultura audiovisual,hoy más que nunca globalizada.

La pedagogía de José Martínez De Toda Terrero nos llega de manera oportuna porque pone al alcance una metodología que incentiva la lectura y la producción de contenidos audiovisuales de manera atenta y advertida. No prescribe un recetariode buenas intenciones,no pretende inocular y suscitar prejuicios contra los medios masivos.

Señala este investigador: “Los niños pasan horas delante de la TV o con los multimedios. Por eso el niño actual es más icónico que lógico, más sensitivo que racional, más intuitivo que discursivo, más instantáneo que procesual, más informatizado que comunicado. Todo esto indica que ya no se puede enseñar como antes: el papel del maestro ha cambiado” (Agencia Zenit, 2007). Es necesario entonces educar en medios de comunicación para que el ser humano “extraiga de adentro hacia afuera” lo que siente sobre sí mismo y sus propias vivencias audiovisuales.

Cualquier vinculación con los medios masivos e Internetdebe superar la mera gratificación, esto es, hay que trascender lo lúdico, el goce instantáneo, hay que ir más allá delo que se ve y lo que se escucha para comprender lo que subyace en los mensajes. Por lo tanto, reconocer la importancia de las emociones es el pasoidóneo para motivar el razonamiento constructivo y significativo de los medios: tarea esencial de la educación en la sociedad de la comunicación.

La originalidadteórica de José Martínez de Toda Terrero alcanza su punto culminante en “Metodología evaluativa de la  educación  para  los  medios: su aplicación  con  un instrumento  multidimensional” (Roma: Pontificia Universitas Gregoriana, 1998), obra que considero fundamental en el  pensamiento comunicacional en Venezuela,cuya idea conductora examinamos a continuación:

“La educación mediática es un proceso que busca que el sujeto esté alfabetizado mediáticamente, y que sea consciente, activo, crítico, social y creativo, para que así pueda participar más plenamente en la cultura popular contemporánea, tal como es presentada a través de los medios masivos”.

El sujeto alfabetizado posee conocimientos sobre el lenguaje audiovisual. Los aspectos formales de los medios se analizan desde la perspectiva de métodos  estructuralistas y semiológicos. Se enseña a distinguir  la ficción de la realidad, los conflictos del discurso audiovisual, el núcleo narrativo del relato y los valores estéticos y morales inherentes a los mensajes.

El sujeto conscienteaprende sobre el funcionamiento de las industrias culturales y estos temas en concreto:procesos de producción, distribución y consumo de los medios, características de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación, intereses comerciales y políticos de la comunicación masiva, influencias de los medios y procesos de recepción de las audiencias.

El sujeto activoentiende que existen tres opciones de lectura audiovisual: la dominante, la negociada y la oposicional. La lectura dominantesuscribe el significado de un contenido en su sentido literal.La lectura negociadaenriquece y complementa el mensaje desde la unidad cultural de la audiencia. Y la lectura oposicionalreporta un sentido totalmente diferente al mensaje codificado por los medios masivos.

El sujeto crítico“cuestiona lo que aparece en los medios, cuando ve que ellos no están de acuerdo ni con los valores propios ni con informaciones recibidas de otras fuentes. La confrontación con los medios se hace a través de la identificación del sujeto con su propia cultura, valores y significados. Quizá lo más profundo en el hombre no es la ideología, sino su propia identidad. El análisis ideológico se enriquece al tomar en consideración la propia identidad”. Estos son algunos de los conceptos que se evalúan en los medios masivos: ideología, la hegemonía, la alienación y el mito.

 

El sujeto social interpreta los medios gracias a la confluencia de las mediaciones sociales (familia, escuela, grupo de amigos). En este enfoque el tema de las mediaciones sociales y videotecnológicases de singular importancia, toda vez que descentra su interés en los medios a favor de los procesos sociales de recepción. Esto significa que la recepción mediática es un proceso que antecede, se desarrolla y prosigue después del acto de interactuar con los medios masivos. Significa que los medios y las audiencias son productores de sentido.

 

Finalmente, el sujeto creativoestá en capacidad de elaborar mensajes audiovisuales. Indica De Toda Terrero: “Cuando llega un mensaje, la audiencia, sobre todo si está relacionada socialmente, desarrolla un discurso cultural, haciéndose así activa. Esta actividad lleva a una reconstrucción del significado. Después de esto, el discurso puede ser expresado y formulado en un nuevo texto a través de cualquier sistema de lenguaje”.Este enfoque aboga por el derecho a la comunicación democrática a través de cualquier modalidad de expresión audiovisual. Lo interesante de esta pedagogía es que el sujeto ejercitasu capacidad reflexiva, cuestionadora y creativa a fin de llegar a reconocerse como un ciudadano capaz de incidir de manera responsable en su realidad.

Me atrevo a conjeturar que la pedagogía de José Martínez de Toda Terrero es una combinación de teoría y práctica, mediada por la investigación educativa y la gerencia comunicacional. Este sacerdote jesuita, nacido de Badarán, La Rioja (España) y que arribó a Venezuela en 1955, hace 61 años, fue profesor universitario en la UCV y la UCAB y  gerente de medios alternativos como Radio Fe y Alegría de Caracas y Maracaibo. Fue Director del Centro Interdisciplinar de Comunicación Social de la Pontificia Universidad Gregoriana en Roma y Coordinador del Sector de Comunicación de Provinciales Jesuitas de América Latina. Actualmente, es miembro del consejo fundacional de la Revista Comunicación del Centro Gumilla. Estamos hablando de un hombre que se comunica con la gente y que desde la misma gente ha construido su pedagogía. Nos referimos a un jesuita cabal que ha desarrollado su “pastoral de la comunicación” sobre la base de un profundo compromiso social, moral y espiritual. “El intercambio dialógico y participativo se hace esencial hoy día en la escuela y en la familia. Así el  conocimiento se construye en colaboración con otros, y los mismos niños dan sentido a lo que aprenden”, concluye este pedagogo de los medios.