• Caracas (Venezuela)

Papel literario

Al instante

Vargas Llosa editado con preciosismo

El escritor Mario Vargas Llosa / EFE

El escritor Mario Vargas Llosa / EFE

Se celebran los cincuenta años de la primera novela del escritor peruano: La ciudad y los perros. Cinco décadas después, leer a ese primer Vargas Llosa continúa siendo vertiginoso y adictivo

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Hasta que no se la tiene en las manos no es posible sopesar la condición regia de la edición de La ciudad y los perros que han puesto en circulación la Real Academia Española y la Asociación de Academias de la Lengua Española, con el apoyo de la Editorial Alfaguara y su casa matriz, Prisa Ediciones. Cualquier adjetivo será insuficiente para describir el cuidado y las muchas bondades que el volumen obsequia al lector.

Con tino, los promotores decidieron celebrar los cincuenta años de la primera novela de Mario Vargas Llosa, La ciudad y los perros, que entonces dio inicio a la proyección del escritor por el mundo. Cinco décadas después, leer a ese primer Vargas Llosa continúa siendo vertiginoso y adictivo. El texto es una versión especialmente revisada para esta edición cincuentenaria. La potente cualidad del mundo del internado Leoncio Prado, el lugar donde se cruzan las múltiples historias que componen la novela, ha ganado significados con el tiempo. Por mencionar apenas uno: la epidemia de bullying (el acoso y la violencia en la escuela) que hoy padecen tantos escolares en el mundo, parece haber sido anunciada en 1962. La riqueza experimental del texto, quizás continúe siendo insuperable. El modo como se tejen unas vidas con otras, obra de un perfeccionista, de un obcecado, de un infatigable de la lengua.

Aun cuando la sola versión revisada de La ciudad y los perros hubiese sido razón suficiente para justificar el empeño, los editores han rodeado la obra de magníficos materiales, cuya lectura cabe recomendar sin parpadeos. Abre Marco Martos, con un trabajo que relaciona la novela con autores y corrientes literarias precedentes. Le sigue un delicioso y sugestivo ensayo de José Miguel Oviedo que, si bien es el ejercicio de un crítico literario, contiene las guías de lo que podría ser el ars narrativo de Vargas Llosa (Oviedo es autor de un lúcido y premonitorio libro publicado en 1970: Mario Vargas Llosa: la invención de una realidad). A continuación, Víctor García de la Concha, ahora mismo presidente del Instituto Cervantes, ofrece una paciente lectura para fundamentar el carácter circular de La ciudad y los perros. Darío Villanueva, miembro de la Real Academia Española y autor de un libro sobre Vargas Llosa, entrega un texto utilísimo para periodistas y medios de comunicación, que sigue el rastro del autor, desde sus inicios hasta el reconocimiento del Premio Nobel 2010. También se incluye el famoso breve comentario de José María Valderde que se incluyó en la primera edición: “Un juicio del Dr. José María Valverde, miembro del Jurado del Premio Biblioteca Breve”.

Pero esta celebración no termina, una vez finalizada la lectura de la novela. Siguen textos de Javier Cercas (el narrador Cercas le sigue los pasos al narrador Vargas Llosa), Carlos Garayar (que rastrea al Vargas Llosa lector en los entresijos de La ciudad y los perros), John King (ordena algunos datos sobre la proyección de la novela en el mundo anglosajón) y Efraín Kristal(que asoma las conexiones con Musil, Faulkner y Argüedas). Antes de cerrar, se incluya una bibliografía, un glosario y un índice onomástico.