• Caracas (Venezuela)

Papel literario

Al instante

Endei
Vermouth y arrocito en Castellón

Endei se celebró en Castellón de la Plana, España

Endei se celebró en Castellón de la Plana, España

Un encuentro inusual entre escritores y editores celebrado en abril de este año

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Quién es quién

Pablo Sebastiá Tirado es lo que podríamos llamar un hombre inquieto, no angustiosamente inquieto como el protagonista de las novelas de Heinning Mankell, el atormentado inspector Wallander, al contrario: Pablo Sebastiá es un hombre vitalmente inquieto. Intelectualmente inquieto si nos basamos en la información que sobre él nos brinda la red. Aunque su vida personal y profesional ha transcurrido siempre en la tierra que lo vio nacer Castellón de la Plana su línea vital se ha ido transformado desde el derecho, carrera en la que se graduó, hasta tomar el rumbo de escritor (de novela negra) articulista, empresario. Hombre de letras, de radio, de televisión y el cerebro que está detrás de este particular evento que celebra este año su segunda edición y que ya planea de nuevo sobre Castellón en el 2017, tal ha sido el éxito de Endei, encuentro de escritores y editores independientes.

 

¿Qué es Endei?

Endei es una idea particular y arriesgada porque  como ya dijo una vez Steinbeck sobre la estabilidad de la profesión del escritor (y aquí añadimos la del editor) hace que las carreras de caballo parezcan un negocio estable.

Así que si nos vamos a las cifras en el año 2005 cerraron sus puertas 900 editoriales independientes, según datos que recogían las revistas Dosdoce y Elipsis Ediciones, especializadas en elaborar estudios sobre el sector editorial. Sin embargo tres años antes aparecieron editoriales que marcarían el relevo de toda una generación de editores y que abriría el camino para las muchas que vinieron después (y vinieron para quedarse) Demipage en 2003, La bella Varsovia y Antigona en 2004 y en el mismo año 2005, en el que cerraron 900, hicieron su aparición Libros del Asteroide, Sexto Piso y Alpha Decay. En el año 2006 entrarían al ruedo Periférica y Nórdica, y en los últimos años Impedimenta y Malpaso (en 2013) y en el 2014 Stella Maris. Y en cuanto a los escritores aspirantes a publicar un primer libro al parecer no hay un censo de ellos pero ésta segunda edición de Endei contó con 110 aspirantes a dar el paso del anonimato a la publicación, gracias a  que algunas de las treinta y pico de editoriales independientes que asisten al evento se interesen por sus manuscritos. Porque y esta es la idea central de Endei: que el escritor pueda vender su idea a un editor cara a cara. En una particular cita llamada Speed Dating.


¿Qué es Speed Dating?

Como dice el mismo Pablo Sebastiá: “es muy parecido a una cita a ciegas, en la que se cambia el amor o el sexo por la literatura…en la edición anterior algunas de esas citas fructificaron y se concretaron en libros que hemos presentado posteriormente”.

Los encuentros tienen lugar durante todo el día y son una prueba de fuego tanto para el escritor, que debe vencer miedo, timidez y sobre todo temor al rechazo como para el editor que debe armarse de paciencia para escuchar, cada cinco minutos, 100 propuestas y presentaciones distintas. Cinco minutos marcada por una campana que hace sonar uno de los organizadores. Y como en las citas para buscar novio, al terminar los cinco minutos el escritor se levanta y va en busca de la editorial a la que cual debe ahora explicar nuevamente su novela. Porque, tal cual como en los Speed Dating entre parejas, aquí tanto el escritor (o traductor, fotógrafo, ilustrador o corrector) aquel interesado en contactar a una editorial tiene una lista de posibles interesados en su digamos mercancía (manuscrito, portafolio, currículo) aunque las reglas del encuentro son claras: las editoriales no reciben manuscritos, ni materiales de ningún tipo.  Si acaso, una tarjeta para saber cómo y dónde contactar al interesado.

¿Parece extraño? Ciertamente, pero al igual que los organizadores de una cita a ciegas el ambiente es alegre y distendido. Aparentemente.


La librería Argot

Un encuentro entre editoriales independientes y escritores no publicados (y otros aspirantes) debería darse en un marco fuera de las grandes ciudades, o eso argumenta Pablo Sebastiá para que el Endei ocurra en Castellón de la Plana.

Sí, el mismo Castellón que cantaba Manolo García de El Último de la Fila, después de quedarse como un Burro Amarrado a la puerta del baile.

Castellón de la Plana, cooficialmente y en valenciano Castelló de la Plana, es una ciudad y municipio español capital de la provincia de Castellón, situada en la Comunidad Valenciana. Es decir, una pequeña ciudad de poco menos de doscientos mil habitantes a pata e mingo del mediterráneo. El encuentro tuvo lugar entre el 14 y el 17 de marzo gozó del sol y de pocas lluvias lo que hizo que todos los presentes se sintieran envueltos en el relajante clima mediterráneo.

Y no solo Castellón de la Plana es una ciudad hermosa y amable sino que posee una librería que en nada tiene que envidiar a la de cualquier gran capital europea. La librería Argot.

Situada en Carrer San Vicent 16 es una librería espectacular. Argot es amplia: dos pisos, y dos entradas. La primera accede a la librería en sí y la segunda a un espacio en el que puedes desayunar con la prensa o a media mañana tomarte una cerveza y hojear una revista, conversar. O sencillamente picar algo. Por supuesto fue el espacio en que todo el que acudió a Endei, que tenía su sala de actos en la segunda planta, se encontraba para aliviar la tensión de los speed dating.

La librería Argot cedió su segunda planta como el lugar de citas. Entre estantes de libros se dispuso de largas mesas ocupadas por diez o doce editores a la espera de sus parejas. Endei promete a ambos una criba que aseguré que entre uno y otro (editorial y escritor) habrá puntos en común (que publica y que se quiere publicar).

Durante toda la mañana, con intervalos de cinco minutos, un escritor saltaba de una editorial a otra.

Y en la tarde, hubo presentaciones de libros, encuentros de editores, y charlas de los más diversos temas, todos relacionados con el mundo de la edición y la publicación


La plaza de la pescadería

Castellón es una ciudad con larga prosapia, que se ve en sus monumentos, en sus calles y en sus plazas. Esta es una de las más importantes: el antiguo mercado, hoy es una plaza rodeada de construcciones que datan de la edad media hasta nuestros días. A media mañana, después o entre citas, se llega caminando  a tiempo de tomar el vermut y participar en  algunos de los encuentros propuestos durante el Evento. Temas como Periodismo y Novela Negra en el siglo XXI, Presente y futuro de la Edición, Poesía, ¿Quién edita a los pensadores? ocurren en este espacio durante el día. La noche se abre para cañas y versos. Y lo que terciara.


¿Misión cumplida?

¿Logra Endei su objetivo? Más que eso. Endei demuestra que, a pesar de la crisis, de que en España no se lee según las cifras oficiales, hay editoriales valientes, conducidas por personas sagaces, apasionadas de su oficio y sin duda, con buen ojo para llevar al lector nuevos nombres. También hay escritores nuevos que surgen gracias a estas editoriales que se arriesgan con nuevos talentos como Luis Rodríguez cuya novela La Herida se Mueve, publicada por Tropos, surge precisamente de el primer Endei. Y también el momento de recordar  que los grandes monstruos como Planeta o Random House no cuentan con la complicidad de libreros como los de Argot y las más de 3650 pequeñas librerías regadas por toda la geografía española que apoyan al editor a poner sus novedades junto a los best selles de la temporada. No es un trabajo fácil, pero se hace. Y sin duda hay lectores que lo aprecian como lo demuestran los más de 10 años de Alpha Decay, Sexto Piso o Libros del Asteroide.

Por último, y no menos importante, la cultura logra ser el motor de una ciudad como lo ha logrado Endei en Castellón, llenando sus hoteles, sus bares, sus comercios, vendiendo libros, atrayendo a los medios de comunicación. La cultura vende. Como da fe este segundo encuentro así como el Castelló Negré, que en este momento celebra su séptima edición. ¡Larga vida a la edición independiente!