• Caracas (Venezuela)

Oscar Hernández Bernalette

Al instante

El gran saqueo

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Nunca hay suficiente realidad para que la capacidad de asombro se pierda. En Venezuela se vive una tragedia que no se la merece el país. Hay angustia, es la carestía de bienes y servicios básicos, la delincuencia suelta en su más crítica expresión.

Todos los días asesina a personas sin compasión. Me impactó el asesinato de Geovanni Fuentes, un  profesor de deportes cuando salía de un juego en La Dolorita. No lo conocía, me enganchó leer que trabajaba en el Colegio la Salle, pisaba los campos de deporte que me correspondieron en mi niñez. La foto de su esposa y su hijo me rompió el alma. Solo me pregunto por qué tantas cosas terribles en un país que uno siempre ha visto como bueno.

Es la vida que pierde significado, son nombres en el papel que se reparten al igual que las cifras. Venezuela es la economía con peor desempeño del mundo, según el índice de miseria proyectada para el año 2016. Encabezamos la data de todo lo que es negativo y malo. ¿Y qué nos pasó? Cómo un país noble termina entre tanto deterioro. Tanta riqueza que solo ha servido para la avaricia y el despilfarro. Siempre las excusas, los otros, el imperio y ahora el fenómeno de El Niño. Baja el precio del petróleo y no somos nada. Tenemos agua en abundancia y nos morimos de sed. Nada se hizo, nada se planificó, mucho se lo roban.

La guinda de la torta, tener en las manos El gran saqueo, último  libro de Carlos Tablante y Marcos Tarre. Allí dicen tanto y les falta mucho que contar. Lo que sabemos de cómo saquearon esta patria es digerible a pedacitos, pero duele con la lectura de un trabajo riguroso como ese. Cada hecho narrado produce vergüenza ajena, ira y al final tristeza de ver cómo hemos permitido tanto atropello.

La clave de ese libro es que hace una propuesta para la discusión de un proyecto de Ley de Emergencia para la Recuperación de Bienes de la Corrupción. Como lo refiere Pompeyo Márquez en el prólogo, enfrentar esta situación es tarea de todos.