• Caracas (Venezuela)

Orlando Suárez

Al instante

Torta en la cara

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Otra visión. El pasado martes, Jesús de Alva cumplió 22 años de edad. La celebración llegó en el momento más tenso de su corta carrera como animador. La especie de que rechazó conducir un evento en una discoteca gay lo colocó en la mira de la comunidad GLBTI y dio origen al rumor de que sería declarado persona no grata. Pero hay un par de consideraciones que vale la pena hacer. 1) Habría que ser muy torpe para no aceptar un contrato esgrimiendo como única razón para tomar esa decisión la homofobia. Esto sería un grave error del vocero o del protagonista, cuando hay tantas excusas que se pueden señalar sin herir susceptibilidades. 2) La propia vida del joven: familia humilde, padre ausente, madre coraje, hermano especial, otro homosexual, son características que harían suponer que desde pequeño ha debido carearse con diversas formas de discriminación, lo que ha podido consolidar sus valores de respeto y tolerancia. No se trata de convertirse en abogado del diablo, sino de otorgar el beneficio de la duda.

Sin sorpresas. La transmisión de la entrevista realizada por Maira Alexandra Rodríguez a Osmel Sousa en Más allá de la belleza dejó claro el motivo por el que el zar no quisiera enfrentarse a Harry Levy y Sandra Villanueva. Las preguntas fueron complacientes, pero sobre todo intrascendentes. No hubo dato nuevo ni primicia ni nada. Apenas algún chiste relacionado con el resplandeciente maletín, en el cual, según comentan algunas lenguas, solo fue trasladado el cuestionario que elaboró el propio hacedor de reinas.

Pulitura. El equipo del novel concurso Nuestra Belleza Venezuela no tuvo tiempo de superar la resaca de la noche final, antes de seguir trabajando con la ganadora. El recorrido de Abdi Escorcha por varios programas de televisión evidenció que tiene fallas de oratoria por corregir. Además, al día siguiente del triunfo cuadraron cita con un odontólogo para colocarle carillas y eliminar el espacio entre sus incisivos superiores.

Gen felino. Nicolás Pérez, hijo del productor de televisión Vladimir Pérez y de la actriz María Elena Coella, va dando pasos seguros en el medio artístico estadounidense. Tras lograr el título de licenciado en Cine y Televisión en la Universidad Full Sail de Nueva York, ha trabajado en el reality Yo soy el artista, en comerciales de Letca Films y en Hola TV. Residenciado en Miami, actualmente se desempeña como productor creativo y director de medios digitales en Somos Next, empresa que suministra contenidos a Netflix, Amazon y Directv. El talento nacional continúa sonando en el exterior.