• Caracas (Venezuela)

Opinión

Al instante

Guillermo Santos

A gobernar con 'big data'

autro image
  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Big data es una tendencia tecnológica que ya se impuso y que jugará un papel muy importante en el futuro de las empresas, pues, mediante su análisis, se podrán tomar decisiones que mejorarán los procesos internos, las relaciones con los clientes y sus productos.

Hay un uso del análisis de big data, entendiendo por esto lo que se trina en Twitter, se sube a Facebook o Instagram, lo que se obtiene de los celulares y otros aparatos móviles, transacciones comerciales, apps, tarjetas de fidelidad y otras cosas digitales, y es el de obtener información que permita a los elegidos gobernar mejor.

Estoy seguro de que, analizando los trinos que se envían, filtrándolos según unas palabras claves escogidas para los temas en que se tenga interés, se pueden anticipar problemas, situaciones complejas, posibles manifestaciones agresivas y otros aspectos que, de prevenirse o detectarse a tiempo, permitirían un mejor manejo para que la vida de los ciudadanos sea mejor.

La policía, por ejemplo, podría estar haciendo análisis de trinos que contengan palabras como “robo”, “atraco”, “delincuentes”, “agresiones” y otras que la lleven a detectar situaciones que ocurrirían o estarían ocurriendo y atenderlas de la mejor manera posible.

Cuando se esté efectuando un evento grande, el análisis de big data relacionado con él permitiría sacar conclusiones sobre lo malo y lo bueno, para que, la próxima vez que se vaya a realizar, se corrijan las fallas detectadas por medio de este estudio.

Qué será mejor cuando se quiere obtener una visión sobre un producto nuevo: si contratar a una empresa investigadora de mercado que, seguramente se va a demorar por lo menos dos meses para producir resultados, o analizar el big data relacionado con el producto, lo que permitirá saber en tan solo pocos días cómo le fue.

Petro, que afortunadamente fue destituido, podría haber usado los trinos y otras fuentes de big data para establecer el estado de las vías y otras anomalías en Bogotá, casi en tiempo real, en lugar de haberse dedicado a enviar mensajes de Twitter políticos y no gobernar. Por lo pronto, hay que analizar el big data de los huecos en las vías públicas –que ahora son cráteres–, la inseguridad y la movilidad para atenderlos lo antes posible con soluciones buenas y oportunas.