• Caracas (Venezuela)

Opinión

Al instante

Graciela Melgarejo

Selfie, también la más popular en español

autro image
  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Hay traducciones que están destinadas al fracaso. Por ejemplo, aunque el español ofrece la posibilidad de usar autofoto, o incluso autorretrato, para reemplazar a la muy inglesa palabra selfie, ésta ha ganado la pulseada, por lo menos en los medios de comunicación. Por las dudas, una aclaración: selfie, es decir, la autofoto tomada con un smartphone o teléfono celular, fue elegida como la palabra del año en 2013 por el diccionario Oxford.

No es culpa de nadie la popularidad de selfie, salvo del uso que, admitámoslo, toma sus propias decisiones. Algo parecido ocurre con otra pareja muy vigente: link y enlace. Por lo menos, online yen línea comparten en partes bastante iguales las preferencias de los hablantes, y una u otra se reconocen en la escritura.

En los últimos tiempos la Fundación del Español Urgente (Fundéu) hizo varias recomendaciones sobre el uso de extranjerismos y sus correspondientes reemplazos en español, incluso algunos que ya se suponían perfectamente aceptados por los hablantes: "Juego limpio o deportividad son alternativas en español a la expresión inglesa fair play en el ámbito del deporte". Daba Fundéu más razones: "El Diccionario panhispánico de dudas indica que la existencia de la expresión juego limpio, definida como «conducta honrada en una competición o juego», hace innecesario el anglicismo fair play; asimismo, puede hablarse de deportividad para referirse a la actitud cortés o a la conducta correcta y elegante que muestran no sólo los deportistas, sino cualquier persona, en muy diversos ámbitos y situaciones".

Se refirió también a boomerang -pocos deben de recordar ya esta forma inglesa-: "búmeran obumerán (y no *bumerang) son las adaptaciones recomendadas de la voz inglesa boomerang, tal como indica el DPD". Obviamente, que haya dos acentuaciones válidas se debe al hecho de que en algunos países de América, como la Argentina, Ecuador o México, se pronuncia búmeran, mientras que en España y en otras zonas de América predomina la pronunciación aguda bumerán. Por ello, vale la pena recordar que el plural de la forma esdrújula es invariable, los búmeran, mientras que el de la forma aguda es regular: los bumeranes.

Fundéu advierte también que nocaut es adaptación de knockout, y que offshore es definitivamente un anglicismo innecesario porque "en informaciones financieras, significa «con ventajas fiscales» o «inscrita en un paraíso fiscal» o, según el contexto, simplemente «en el extranjero», tal como indica el Diccionario de términos económicos, financieros y comerciales, de Enrique Alcaraz Varó y Brian Hughes".

Uno se pregunta qué ocurrirá a la inversa. Por lo menos, cuando tenga lugar, del 6 al 8 de junio próximo, el Primer Congreso de la Academia Norteamericana de la Lengua Española, cuyo lema es "La presencia hispana y el español de los Estados Unidos: unidad en la diversidad", es de esperar que los académicos reunidos hagan un relevamiento de las palabras españolas incorporadas recientemente al inglés estadounidense. Algo que vaya más allá del "Hasta la vista, amigo", tan característico de las películas de Arnold Schwarzenegger.