• Caracas (Venezuela)

Opinión

Al instante

Alexis Correia

Pregúntele al especialista

autro image
  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La comparación de la semana entre Portada’s y Te ves en la mañana me sirvió para descubrir una sección fascinante en la revista matutina de Venevisión, la de sección abierta de consultas del pueblo femenino (al menos el que transita por el bulevar de Sabana Grande) a un panel de especialistas. Específicamente, son dos: “Pregúntale a los que saben” (martes y jueves) y “Ellos saben de mujeres” (miércoles).


Entramos aquí a los pormenores ocultos que se engloban dentro de la denominada “magia de la televisión”. Se intuye que existe algún filtro previo u orientación a las mujeres que preguntan. En un panel donde hay una sexóloga, una abogada, una “asesora holística” y una ginecobstetra, pareciera que esta última lleva las de perder. En otro integrado por un dermatólogo, un estilista, un “fashionista” (sic) y un psicólogo clínico, el psicólogo clínico representa un conocimiento quizá demasiado abstracto, incluso aunque sea muy buenmozo (Daniel Fiore, una especie de Christian Grey con barba de tres días).

Por lo tanto, se necesitaría cierta intervención (no visible) del reportero de calle para que cada especialista conteste un par de preguntas y justifique los honorarios de Venevisión. Este tipo de paneles mixtos obliga, como se aprecia, a una tolerancia entre saberes formales y científicos y otros menos formales. La ginecobstetra recomienda “analgésicos no esteroideos de forma cíclica” para la dismenorrea e inmediatamente después la asesora holística sugiere “sembrar 108 monedas chinas repartidas en 2 materos situados en las coordenadas este y sureste del hogar, para convocar la energía de la prosperidad”, por citar un ejemplo de esta semana.

La asesora holística en feng shui, Danny Velasco, es todo un poema. Una usuaria pregunta desde el bulevar: “¿Qué rituales puedo realizar para recibir todo lo bueno del año chino de la cabra?”. Respuesta: “Coloque velas y tapetes rojos en el centro de la casa para evitar discusiones. Como es la cabra de madera, será un año de mucha prosperidad y abundancia, así que decore con frutas y elementos que den idea de riqueza”. Todo esto el mismo día en que se anuncia que el dólar Simadi arranca en 170 bolívares.

Dama con top ajustado muy sensual y enormes anteojos oscuros: “¿Desde hace unas semanas me cuesta tener relaciones. Aunque tengo ganas, estoy muy cerrada (sic)”. Con tan pocos datos, la sexóloga Luz Jaimes solo puede tirarle a pegar: “Una infección bacteriana o micótica, una contracción muscular en la entrada vaginal o una respuesta psicoemocional”. Y consuela: “Le puede suceder a cualquiera”.

Muchacha con las orejas bien tapadas: “Mi hermana tiene orejas muy grandes, ¿qué peinado recomienda para que disimule?”. Respuesta: “No se recoja el cabello. Si son las orejas tipo Dumbo, lo mejor es el peinado flamenco” (estilista Wladimir Utrera). Joven con sobrepeso anatómicamente bien distribuido: “Siempre he sido gordita de cara, ¿qué look me recomienda?”. De nuevo el estilista con pantalones violeta: “Ser muy versátil. Escalonarse o desgrafilarse, todo lo que dé sombreado al rostro. Recogerse las colas hacia arriba, pues hacia abajo son fatales. Definir el mentón y perfilarse la nariz. Tú decides si quieres ser suave como gaviota o felina como leona”.

Otra para la asesora holística: “Desde hace muchísimo tiempo he querido realizar un viaje, ¿qué ritual debo de (sic) realizar para materializar mi sueño?”. Respuesta: “Enmarcar en metal el lugar soñado y colocarlo en la coordenada noroeste junto a la representación de un barco. Escribir en un papel los miedos, investigarlos, sacarlos, revisarlos y quemarlos”. Menos mal que Rodolfo Marcos Torres dijo que el cupo para viajeros se mantiene igualito.

A esta altura del partido, a un programa como Portada’s le está haciendo falta también una asesora colística. La ginecobstetra Sofía Herrera, por ejemplo, recomendó un jabón de PH neutro solo para aseo externo (nunca interno) del área vaginal. A la doctora hay que decirle que uno ya no consigue el jabón que quiere, sino el que arrebata.

@alexiscorreia