• Caracas (Venezuela)

Opinión

Al instante

Antonio Ecarri Bolívar

“Expo Industrial”, ¿esfuerzo perdido?

autro image
  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Nosotros saludamos que ministros del gobierno nacional hubiesen ido a Carabobo a reunirse con los empresarios, porque esta iniciativa de la Cámara de Industriales y el gobierno regional la habíamos apoyado, nosotros también, para que aquellos conocieran de viva voz, de manera directa de parte de los industriales, los problemas que ha generado una política económica desacertada de este gobierno que aún no vemos rectificar. Sin embargo, consideramos que los ministros no deberían contentarse con un encuentro empresarial, en una vitrina como esa “Expo Industrial” celebrada en el Parque Recreacional Sur de Valencia, porque allí solo pudieron apreciar, en esos stands, unos pocos productos y eso no refleja la realidad económica de las empresas de la otrora ciudad industrial de Venezuela.  

La semana pasada, mientras salía la noticia de la presencia de los ministros en el Parque Recreacional Sur valenciano, también aparecía en los medios de comunicación las declaraciones del presidente de la Cámara de Pequeños y Medianos Industriales (Capemiac) alarmado por la ineficacia del Simadi, nuevo sistema de divisas implementado por el gobierno y donde no han podido tener acceso las pequeñas y medianas industrias, lo que las tiene trabajando por debajo de 50% de su capacidad instalada.

Igualmente, el mismo día que se instala la Expo Industrial, sale publicada una desesperada declaración de José Cirinella, presidente de la Cámara Nacional de Fabricantes de Autopartes (Canidra), quien afirma que la situación de su sector es “grave” porque tiene seis meses sin recibir divisas, y además denuncia que la regulación del margen de ganancias que les mantiene el gobierno, a través de la Ley de Precios Justos, es inviable y van a seguir quebrando empresas y desabasteciendo el mercado.

Esta situación va a llevar a convertir a Venezuela en un gran estacionamiento de vehículos de transporte público y privado, por no tener repuestos para su reparación. A estas alturas, cerca de 50% o más del parque automotor está paralizado por falta de repuestos y si se mantiene esta anomalía, con los autopartistas, vendrá el caos definitivo en ese sector. Así mismo los comerciantes acaban de pegar el grito al cielo con la promulgación de la reforma de la Ley de Aduanas, donde se establecen sanciones draconianas contra los empresarios, ratificando así la política gubernamental de acoso a los productores y a los escasos exportadores que todavía quedan en Venezuela.

Luego nos enteramos de que el presidente dejó embarcado a los empresarios, porque prefirió dedicar su tiempo a pelearse con el Imperio, en vez de ir a reconocer el esfuerzo que han hecho los empresarios y la gente de su gobierno regional para exhibir lo poco que se está produciendo, con grandes esfuerzos, en Carabobo para recuperar un parque industrial que está a punto de colapsar, dejando en el desempleo a más de 100.000 venezolanos que viven de su trabajo en las empresas grandes, pequeñas y medianas carabobeñas. 

Esperemos que cuando el presidente vaya a Valencia no llegue a ninguna feria, sino que se vaya a la mismísima Zona Industrial Municipal a constatar el cementerio en que han convertido a la otrora ciudad industrial de Venezuela las desacertadas políticas económicas de su predecesor y que él, irracionalmente, mantiene. Entonces, bájese del tanque, presidente, que los trabajadores y los empresarios esperan pero también se cansan.  

 

aecarrib@gmail.com | @EcarriB