• Caracas (Venezuela)

Opinión

Al instante

Vladimir Viloria

Castello Banfi

autro image
  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La tradición y sabiduría del viticultor toscano se embotella, limpia y honestamente en la colección de etiquetas de Castello Banfi. Casa de una envidiable solidez y a la vanguardia de la investigación agronómica y enológica en la región, hace posible una continuidad de calidad y alta expresión en el contexto de todas las Denominaciones de Origen e Indicaciones Geográficas Típicas que cosecha. 

Cultivados en medio de los ríos Orcia y Ombrone, al sur de Montalcino, sus viñedos están divididos y clasificados de tal modo que cada vino es consecuencia de un terroir donde suelo,  microclima y cepa saben entregarse para hacer posible el mejor vino. Así, etiquetas como Excelsus Sant’ Antimo DOC, especial mezcla de cabernet sauvignon y merlot; Summus Sant’ Antimo DOC, complejo resultado de la combinación de sangiovese, cabernet sauvignon y syrah; Cum Laude Sant’ Antimo DOC, fresco blend de cabernet sauvignon, merlot, sangiovese y syrah; Colvecchio Syrah;  el Tavernelle Cabernet Sauvignon, Mendrielle Merlot, el Serena Sauvignon Blanc y el Fontanelle Chardonnay, estas últimas cinco etiquetas DOC cosechadas, también, en los privilegiados pagos de Sant’ Antimo, conforman una estupenda colección capaz de mostrar la paleta de colores, sabores y aromas de la Toscana. Y con ellos destacan los Poggio all’Oro Riserva y Poggio alle Mura DOCG, rotundos Brunello di Montalcino, que se logran a partir de viñedos únicos cultivados con las mejores cepas de sangiovese; los Brunello y Rosso di Montalcino y los ricos Toscana IGT,  como el muy particular Pinot Grigio San Angelo, el Centine, el Col di Sasso, el Le Rime, el Fumaio o el Novello Santa Constanza, así como sus bien ponderados Chianti Classico Riserva, el Chianti Classico y el Chianti.

Una enología muy influyente en el resto de la región, hace posible en la Toscana vinos amigables, complejos y a buen precio. Banfi es capaz de mantener en el vino su magia y su misterio, ese silencio rotundo y sabio de la mirada campesina que cuida la viña y cosecha la uva. ¡Salud!