• Caracas (Venezuela)

Omar Ávila

Al instante

Pesadillas del gobierno y penurias de los venezolanos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

En esta época electoral, observamos como bandos que están participando en la contienda comicial se esfuerzan por desacreditarse los unos a los otros y poco saben los electores de las propuestas de cada candidato para mejorar la situación del país desde la Asamblea Nacional.

Hemos observado una campaña sucia y mil millonaria del gobierno apoyando a personas que no se definen precisamente por ser leal a sus principios y creencias, sino que brincan de aquí para allá donde consideren que puedan obtener mayor beneficio personal.

Desde el gobierno se han esforzado por confundir al pueblo con artimañas muy bajas, aprovechándose de la inocencia de muchos, para ellos, tratar de ganar unas elecciones “como sea”.

Hemos vivido 17 años un capítulo oscuro en la historia del país bajo el nombre de “socialismo”. Los dirigentes del gobierno no supieron cómo interpretarlo, ellos pensaron que el socialismo era robar y expropiar todos los bienes privados y del Estado, y ponerlos en manos de personas ineptas e inescrupulosas.

Hoy, vemos, sentimos y padecemos las consecuencias de todo eso. A Pdvsa la han usado como la caja chica de unos cuantos enchufados; estatizaron el servicio eléctrico y los apagones son recurrentes; estatizaron la Cantv y las comunicaciones cada vez son peores, solo las usan para espiar conversaciones ajenas y manipular con ellas. Lo más grave, es que el gobierno ha expropiado empresas y tierras sin generar alguna mejoría en la soberanía alimentaria.

La última que se inventaron en esta campaña, son propagandas haciendo ver a la oposición como una “pesadilla” sí ganamos las elecciones del 6 de diciembre, una cosa son pesadillas, que no son más preocupaciones graves y continuas que siente alguien a causa de alguna adversidad y otra cosa muy real, son las penurias que estamos viviendo, que consiste en la escasez y carencia de las cosas esenciales para una vida digna. Tal cual como lo hemos venido experimentando a los largo de estos últimos años.

Penuria, no pesadilla, es que los viejitos vayan a cobrar su pensión, le den un saco de dinero y este no les alcance ni para comprar sus medicinas; penurias, no pesadillas, es que vayamos a un hospital y no consigamos insumos para curar desde una simple herida o medicamentos para enfermedades crónicas; penurias, no pesadillas, son las que pasamos la mayoría de los venezolanos que queremos adquirir una vivienda y gracias a los “clandestinos” y altos índices de inflación no podamos comprar un techo propio. Penuria, no pesadilla, es no poder llegar a tu casa a ciertas horas porque lo que te espera es la muerte segura; penuria, no pesadilla, es que este gobierno se invente puros  show mediáticos para aparentar que están combatiendo el hampa y que los mismos se quedan solo en el periódico y en las propagandas de su hegemonía comunicacional.

Por todo eso, los invito a reflexionar y votar con conciencia, recuerden que las pesadillas son una angustia que tenemos producto de nuestras mentes, pero penurias son las realidades que vivimos cada día los venezolanos.

http://visionvzla.blogspot.com/

oavila1973@gmail.com

@omaravila2010