Viajes

Esta capital quiere ser una ciudad más amigable

El deseo de las autoridades es que la capital se vuelva habitable y no solo un lugar de paso, una idea que ha calado en los desarrolladores de infraestructura

san jose

The Real San Jose

 Barrio Escalante en San José de Costa Rica

Atascada en una crisis de movilidad que todos los días aqueja a los ciudadanos, San José, la capital de Costa Rica, persigue el sueño de convertirse en una ciudad moderna y más amigable mediante iniciativas de la sociedad civil, empresas y el ayuntamiento.

“En medio de la crisis de movilidad que está viviendo el gran área metropolitana, San José es una ciudad que se está poniendo de moda, que está adquiriendo una dinámica muy especial, con su propia energía”, afirmó el alcalde capitalino, Johnny Araya.

Los grandes embotellamientos en las principales carreteras del área metropolitana, que abarca las ciudades de San José, Heredia, Alajuela y Cartago, son de los principales problemas para las personas.

La aspiración de la Municipalidad es que la capital se vuelva habitable y no solo un lugar de paso, una idea que poco a poco ha ido calando en la gente, pero especialmente en los desarrolladores de infraestructura.

Los proyectos de torres de apartamentos se han vuelto comunes, y cerca de éstos han aparecido movimientos de vecinos y comerciantes para recuperar la vida social de diversos barrios como La California, Escalante y Amón.

“Es muy importante que los barrios de la ciudad puedan recuperar su vida residencial, comercial y gastronómica, porque es parte del tejido social de una ciudad”, declaró el alcalde Araya.

El funcionario destacó que la Municipalidad lanzó este año la marca “San José Vive”, que pretende ser un impulsor de iniciativas culturales y sociales para que la ciudad se vuelva más atractiva para los turistas y locales.

“Nos parece que en el esfuerzo que estamos haciendo para que San José sea más habitable y humana, los barrios juegan un papel social muy importante y vamos a apostar fuertemente por las iniciativas de los sectores de la sociedad civil que hacen esfuerzos para recuperar sus barrios”, afirmó Araya.

Aparte de los principales atractivos de San José como lo son el Teatro Nacional, joya arquitectónica del país; el Museo Nacional, el Museo del Oro, el Museo del Jade, entre otros, en los barrios de la capital también se está produciendo un desarrollo importante.

El Barrio Escalante es una muestra de crecimiento, pues se ha convertido en un punto de encuentro lleno de vida social con numerosos restaurantes, bares y cafés que combinan la música, el arte y la gastronomía. Este sector también fue escogido para un proyecto de la Municipalidad y la empresa española Telefónica con su marca Movistar, para instalar una red de fibra óptica que permitirá dar wifi gratis en la zona.

Iniciativas similares se están desarrollando en los parques de la capital y en vías peatonales importantes como el Barrio Chino.

En Barrio Amón, de gran riqueza arquitectónica hay iniciativas para embellecer la zona, mientras en Barrio La California, reconocido por su vida nocturna, existe un plan maestro para mejorar y reconstruir algunos sitios.

El más reciente Índice Anual de Ciudades Globales de Destino, elaborado por la empresa MasterCard, ubicó a San José, con 1,6 millones de turistas por año, como la sexta ciudad más visitada en Latinoamérica, después de Lima, México, Punta Cana, Sao Paulo y Buenos Aires.

Cada vez más proliferan en San José los cafés, espacios culturales y de entretenimiento que atraen a la gente a pasar un rato en la ciudad y no verla solo como un sitio de paso momentáneo obligatorio.