Sociedad

Utilizan leña para cocinar por falta de gas

Habitantes de varias regiones del país protestaron por las constantes fallas en la distribución de bombonas

Madera

Las fallas en el suministro de gas doméstico en Táchira han hecho que algunas personas utilicen los patios de sus casas para encender fogones y cocinar los alimentos. Un habitante del municipio Cárdenas, que prefirió no dar su nombre, aseguró que en casi todos los hogares de la entidad se repiten los mismos problemas por la escasez y en ocasiones se ven obligados a usar leña.

Indicó que los vecinos han buscado alternativas. Una de las más económicas, dijo, es pagar entre varias personas de 10.000 a 20.000 bolívares a un conductor para que los lleve a la planta de llenado de gas del municipio Libertador, que es donde actualmente surten.

“Acordamos una hora entre todos, que debe ser la más temprana posible. Salimos como a las 4:00 pm del día anterior para ver si nos surten a las 8:00 am del día siguiente”. Sin embargo, aseguró que no hay garantía de que las personas reciban el combustible. Igualmente deben pagarle al conductor para que los traslade otra vez a sus casas.

En otras localidades de Táchira, las personas volvieron a protestar por la escasez de gas. Usuarios de Twitter reportaron que habitantes del sector El Pueblito y de la Troncal 5, a la altura de San Josecito, exigieron suministros. En Valera, en el estado Trujillo, también manifestaron. Los habitantes trancaron accesos de calles con bombonas vacías.

La comunidad San Luis, ubicada en el municipio Bolívar del estado Falcón, y la de Santa Cruz, en el estado Aragua, informaron que la crítica situación ha provocado que las personas que tampoco no tienen cocinas eléctricas deban utilizar leña para cocinar los alimentos.

Pese a los reportes de los afectados por la escasez de gas, César Triana, presidente de Pdvsa Gas, aseguró el sábado que el Plan de Abastecimiento Día y Noche está trabajando para cumplir con las demandas de las comunidades que más necesitan el servicio.

Informó que planean incorporar 1.040.000 bombonas, gracias a la cooperación de países con los que mantienen relaciones.