Sociedad

Médicos residentes se declararon en huelga de hambre

Seis médicos residentes del Hospital Universitario de la Universidad de los Andes-Mérida se declararon en huelga de hambre desde ayer a las 10:00 am luego de una asamblea realizada en ese recinto hospitalario.Los médicos decidieron dejar de ingerir alimentos, cansados de lo que consideran un engaño de las autoridades nacionales y regionales, mientras que decenas de pacientes se mueren por la falta de insumos.Con la acción aspiran a llamar la atención del presidente de la República en la búsqueda de soluciones a la crisis que se vive en Venezuela en materia de salud.Pedro Fernández, dirigente de Médicos por Mérida, recalcó que en innumerables oportunidades han expuesto esta situación, y el gobierno solo hace campañas mediáticas ?para tratar de engañar a los pacientes y familiares en cuanto a que el sistema de salud tiene todos los insumos, lo que es totalmente falso?, pues hay que pedirles todo a las personas que tienen a un ser querido en los centros asistenciales.Igualmente el dirigente rechazó las amenazas y acciones violentas contra los médicos que piden insumos para poder salvar las vidas de quienes ingresan a los hospitales y ambulatorios.Fernández explicó que la huelga de hambre comenzó con seis residentes de distintas áreas y que cada día se irán sumando más profesionales.Una manifestación de trabajadores de la Universidad de los Andes se dirigió a la sede del Colegio de Médicos para expresar su apoyo irrestricto a estos estudiantes de posgrado de la casa de estudios merideña.Adicionalmente, los gremios docentes, estudiantil y administrativo de la ULA formaron una cadena humana para marchar hasta el edificio del rectorado en reclamo por sus derechos laborales y un presupuesto justo para la universidad. Por segunda semana consecutiva la ULA se mantiene en protesta.