Economía

Habrá más control en distribución de comida y restringirán más las divisas

Economistas consideran que las designaciones en el equipo económico reflejan una fuerte radicalización. Creen que Ramón Lobo no va a resolver la crisis y sostienen que es probable que Nelson Martínez sustituya, a corto plazo, a Eulogio del Pino en Pdvsa

En todo el país se registran largas colas para adquirir alimentos

La designación de los nuevos ministros del gabinete económico, lejos de representar un cambio en el modelo, señalan que lo que se puede esperar para este año es que haya más radicalización: que aumenten los mecanismos de control de distribución de bienes básicos y persista el férreo control sobre las divisas, coinciden analistas. 

“Con estos nombramientos el chavismo está privilegiando lo político. No creo que el nuevo gabinete tome medidas que realmente contribuyan a solucionar la crisis”, afirmó el economista Asdrúbal Oliveros, director de Ecoanalítica.

Agregó que Ramón Lobo, nuevo vicepresidente del Área Económica y ministro de Economía y Finanzas (despacho que se vuelve a fusionar), no tiene el liderazgo suficiente como para imponerse en el gabinete. “Pienso que vamos a continuar con la atomización, que va a haber ministros manejando y protegiendo individualmente sus áreas”.

El economista y profesor universitario Luis Oliveros también descartó que haya cambios con la gestión de Lobo: “El presidente Nicolás Maduro lo que hizo fue colocar a las personas que son más cercanas a él en los cargos. Lobo es un marxista que traerá más radicalización. Va a mantener los controles. Nada cambiará, todo será peor”.

Lobo es la quinta persona en ocupar la vicepresidencia económica, en el mandato del presidente Nicolás Maduro y en los últimos años ha formado parte de la Comisión de Finanzas y Desarrollo Económico de la Asamblea Nacional. En su gestión, entre 2010 y 2015, se criticó la aprobación de presupuestos deficitarios y la posterior entrega de créditos adicionales con poco control.

El también economista y profesor universitario Ronald Balza destacó que a pesar de que Lobo ha estado más bajo perfil que algunos de sus colegas del oficialismo, el contexto en que acepta ser ministro también indica que en su gestión se profundizará la crisis. “Acepta ser ministro en un gobierno en el que abunda la opacidad, donde el BCV oculta desde hace un año la publicación de los principales indicadores económicos, donde se emite una nueva deuda sin tener claridad de a dónde irá el dinero. Todo esto dice mucho”.

Separados. Ronald Balza y Asdrúbal Oliveros creen que lo único que se puede rescatar de los anuncios hechos por el presidente Nicolás Maduro el miércoles es que nuevamente el Ministerio de Petróleo estará dirigido por una persona distinta al presidente de Pdvsa.

Nelson Martínez, nuevo ministro de Petróleo, es un hombre con preparación en el área química que tiene más de 30 años en Pdvsa. Desde hace varios años ha sonado como un posible candidato a la presidencia de la empresa, sin embargo desde 2013 dirige Citgo Petroleum, filial de Pdvsa en Estados Unidos.

Oliveros es poco optimista con la separación de los cargos. El especialista cree que Martínez se preparará en el despacho para asumir luego el mando de la petrolera. “Yo creo que a Martínez lo traen nuevamente al país para que se familiarice con todo y luego asuma el poder de Pdvsa. Para mí a Eulogio del Pino le queda poco tiempo allí”.

Sobre la designación de Erika Farías como ministra de Agricultura Urbana, los especialistas señalan que es una muestra más de la decisión de poner fichas allegadas al presidente. Coinciden en que la ex gobernadora de Cojedes, que es la tercera en ocupar el despacho creado en 2016, es una fiel convencida de la economía comunal que insistirá en sus ideales pese a que hasta el momento las políticas que se han aplicado no han mejorado el abastecimiento en el país.