Mundo

OEA convocará reunión de cancilleres para tratar tema Venezuela

La decisión aprobada tuvo como consecuencia la salida del gobierno de Nicolás Maduro del bloque regional

Consejo Permanente OEA

Archivo

La decisión de salir de la OEA debería pasar por el Parlamento, según expertos

Por Jorgenis Hernández

El Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) aprobó esta tarde una resolución para convocar una reunión de los ministros de Relaciones Exteriores de los Estados miembros para debatir la situación actual de Venezuela.

La decisión llevó a Venezuela a tomar acciones en "defensa" de la soberanía del país con el anuncio de su retirada de la organización por orden del presidente Nicolás Maduro, convirtiéndose así en el primer país en la historia de la OEA en apartarse por voluntad propia del bloque regional.

La tarde de este miércoles durante una reunión extraordinaria 19 países aprobaron el documento, único punto a discutir en el orden del día, presentado la tarde del lunes por 17 Estados miembros.

La votación sobre la resolución tuvo 19 votos a favor, 10 en contra, cuatro abstenciones y un ausente. El apoyo de las representaciones Santa Lucía y Guyana aseguraron que se superara la mayoría absoluta de 18 países requeridos por el reglamento.

El proyecto de resolución fue presentado y respaldado el lunes por Argentina, Bahamas, Barbados, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Estados Unidos, Honduras, Jamaica, Guatemala, México, Panamá, Paraguay, Perú y Uruguay.

La representación de Venezuela, en vocería del viceministro de Relaciones Exteriores, Samuel Moncada, señaló al iniciar la reunión que la nación no reconocería las decisiones del Consejo Permanente. Al igual que en los últimos debates en los que estuvo presente, Moncada reiteró que se busca intervenir en los asuntos internos del país.

El representante venezolano destacó que en el país se cree en los principios de cooperación regional y por ese motivo la canciller Delcy Rodríguez había convocado una reunión de cancilleres de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (Celac), que se celebrará el 2 de mayo.

“Si el interés es ayudar a Venezuela saquemos el conflicto de acá y llevémoslo a un espacio de diálogo”, expresó sobre la Celac.

Moncada advirtió que si persistían los ataques contra Venezuela se iniciarían los trámites para retirarse de la organización.

Los argumentos y señalamientos de Moncada fueron respaldados por el embajador de Nicaragua, Denis Moncada; y por la representante alterna de Bolivia.

Solo dos países intervinieron antes de votar la resolución: Paraguay y Argentina.

La embajadora paraguaya Elisa Ruiz Díaz indicó que un grupo de países consideraba que la situación venezolana ya debía ser tratada a un nivel de relaciones exteriores y señaló que la normativa de la OEA establece la convocatoria a una reunión ministerial.

Mientras que por Argentina intervino la canciller Susana Malcorra, que destacó la preocupación que desde hace tiempo existe por Venezuela. La diplomática indicó que las muertes que se han registrado en esa nación eran muestra del fracaso de las instituciones y sus líderes al momento de garantizarles derechos a los venezolanos.

Malcorra expresó que ante la situación de la nación, la migración a otros países de la región ha sido una de las soluciones a la que los venezolanos han optado. Sostuvo que el flujo de migrantes ha ido aumentando y que eso podría ser grave para la región, siendo esta razón un justificativo más para una reunión de cancilleres.

“Si la misma no justifica que los cancilleres nos reunamos, no sé qué más lo hará”, dijo.

También cuestionó que lo que ocurre en Venezuela sí se deba tratar en la Celac y no en la OEA. “¿Por qué algo que es grave en un contexto no lo es en otro?”.

Argumentó que la petición de una reunión de ministros de Relaciones Exteriores no era intromisión en los asuntos venezolanos sino que era parte de la responsabilidad y obligación de la región a encontrar solución a la crisis. Consideró que asuntos como el establecimiento de un cronograma electoral, el funcionamiento pleno e independiente de los poderes y la libertad de los encarcelados deben discutirse.

La canciller hizo un llamado a Venezuela a que se sumara a la reunión ministerial.

Al no haber más intervenciones, se procedió a la votación de la resolución. Después de la aprobación, Moncada indicó que Venezuela repudiaba la decisión y destacó que el gobierno venezolano se defendería. Al salir del Consejo Permanente, el viceministro indicó que la ministra Delcy Rodríguez declararía las acciones a tomar por parte del gobierno de Nicolás Maduro. Minutos después Rodríguez confirmó que Venezuela saldría del bloque regional.

Venezuela dirá adiós a la OEA

23 días después de la sesión extraordinaria en la que se indicó que el Consejo Permanente podría convocar una sesión para pedir la reunión de cancilleres, Venezuela confirmó que empezará el proceso para retirarse de la organización, así lo dejó saber la canciller Delcy Rodríguez apenas una hora después de que culminara la sesión de la OEA.

Rodríguez informó en el canal estatal Venezolana de Televisión que había recibido del presidente Nicolás Maduro la instrucción de denunciar el jueves 27 de abril el rechazo a la carta de la organización y comenzar el proceso para retirarse de la OEA tras haberse oficializado la convocatoria de una reunión regional cancilleres de los países integrantes del bloque.

Detalló que el procedimiento dura 24 meses y que el retiro no es coyuntural sino "en defensa del pueblo" y de su dignidad. Indicó que estaba puesta sobre la mira la soberanía del país y el deseo de tutelarlo. Sostuvo que Venezuela no participará en ningún evento en el que se pretenda el "intervencionismo".

Citó el ejemplo de Cuba, país que se encuentra fuera de la organización, y lo catalogó como un país revolucionario desde hace años.

“Pretender intervenir y tutelar a Venezuela está destinado al fracaso. Hoy el pueblo de Venezuela libra una batalla por la dignidad, como lo hizo Cuba en su momento”, dijo.

Acusó a una “coalición intervencionista” de actuar contra Venezuela y pretender aislar a la nación, pero desestimó ese accionar. “Tienen cantado el fracaso”. Aseveró que parte de la realidad que vive el país tiene “mucho que ver” con la “intolerancia” política e ideológica de oponerse al gobierno del presidente Nicolás Maduro y a la revolución.

La retirada del país de la organización no ocurre solo con el anuncio del gobierno. El secretario de asuntos jurídicos de la OEA, Jean Michel Arrighi, indicó este miércoles que Venezuela necesitaría dos años y pagar el dinero que adeuda a la organización para poder desligarse del ente. Se conoció que la nación debe cancelar 8.764.449 millones de dólares para solventar el monto que debía en diciembre de 2016 y a esta cantidad se le suman 1.879.000 millones correspondientes al transcurso de 2017.

Mientras eso ocurre el país sigue siendo miembro pleno con todos los derechos y organizaciones inherentes.


Reunión de cancilleres estaba prevista

El pasado 3 de abril, el representante de Bolivia y presidente del Consejo Permanente, Diego Pary, suspendió la convocatoria de una sesión sobre la crisis que atraviesa Venezuela y que había sido solicitada por 20 países miembros, aunque esa reunión acabó por celebrarse de todas formas. En ella se aprobó una resolución que afirmaba que en Venezuela hay una "grave alteración inconstitucional del orden democrático".

En uno de los puntos de la resolución se establecía la posibilidad de convocar una reunión de cancilleres.