Mundo

Borrell: Sancionar a Venezuela no excluye la voluntad de diálogo

El ministro español de Exteriores, Josep Borrell, aseguró que el gobierno pondrá más énfasis en intentar encontrar soluciones políticas

ctv-ive-636649534210635780m
Por EFE

El ministro español de Exteriores, Josep Borrell, afirmó este lunes que la decisión de la Unión Europea (UE) de imponer sanciones a Venezuela "no excluye en ningún caso la voluntad de diálogo" y aseguró que el gobierno pondrá más énfasis en intentar encontrar soluciones políticas.

"El nuevo gobierno español va a poner más si cabe el énfasis en la necesidad de encontrar soluciones políticas a la situación en Venezuela que no se van a resolver únicamente a base de sanciones", afirmó en una rueda de prensa durante el consejo de ministros europeos de Exteriores, que se celebra este lunes en Gran Ducado.

Los titulares de Exteriores aprobaron sancionar a otras once personas con cargos oficiales en Venezuela, entre ellos los vicepresidentes Delcy Rodríguez y Tareck el Aissami, al considerar que han violado derechos humanos y socavado la democracia y el Estado de Derecho.

Estas medidas restrictivas se sumarán así a las impuestas a otra lista de siete altos cargos del gobierno de Nicolás Maduro y a un embargo de armas y un veto a material que pueda utilizarse para la "represión interna" en Venezuela.

En su primer consejo de la UE como ministro, el expresidente del Parlamento Europeo (PE) subrayó que esta decisión responde al hecho de que la UE considera "negativamente el desarrollo de las pasadas elecciones en el país", que en su momento estimó que no eran "ni libres ni justas".

"De momento vamos a ver qué resultado tienen estas decisiones, pero la sanción no excluye en ningún caso la voluntad de diálogo", respondió Borrell a los periodistas preguntando por si consideran eficaces este tipo de medidas, que, matizó, "no son multas".

Preguntado por si la UE irá más lejos en las sanciones, el ministro reiteró que irá "más lejos en el diálogo y la cooperación para intentar encontrar soluciones políticas al conflicto".