Entretenimiento

Vargas Llosa rompió el silencio sobre su relación con García Márquez

Los autores fracturaron su amistad en 1976 

Mario Vargas Llosa y Carlos Granés

El País

 Mario Vargas Llosa (derecha) y Carlos Granés, director del curso de la Complutense sobre Cien años de soledad, ayer en San Lorenzo de El Escorial

Después de varios años, Mario Vargas Llosa habló sobre su amistad con Gabriel García Márquez, que sufrió una ruptura nunca enmendada en 1976. 

Durante un curso en la Universidad Complutense en El Escorial, España, el escritor peruano recordó que los unió la devoción por William Faulkner, además de que ambos fueron criados por los abuelos maternos y que tuvieron relaciones conflictivas con sus padres, reseñó El País

Y algo más: haber descubierto que eran latinoamericanos al llegar a Europa. 

Un asunto en el que tuvieron diferencias fue la situación política de Cuba: “Yo era muy entusiasta de la revolución; García Márquez, muy poco. Siempre fue discreto al respecto, pero él ya había sido purgado por el Partido Comunista cuando trabajaba en Prensa Latina junto a su amigo Plinio Apuleyo”, explicó. 

Sin embargo, el autor de La ciudad y los perros desconoce por qué luego García Márquez se acercó a Fidel Casstro. "Yo creo que tenía un sentido práctico de la vida y sabía que era mejor estar con Cuba que contra Cuba. Así se libró del baño de mugre que cayó sobre los que fuimos críticos con la evolución de la revolución hacia el comunismo desde sus primeras posiciones, que eran más socialistas y liberales”. 

Preguntado sobre si volvieron a verse, el Nobel de Literatura respondió con un rotundo "No". Y a la noticia de su muerte: “Con pena. Como la muerte de Cortázar o de Carlos Fuentes. No solo eran grandes escritores sino que fueron grandes amigos. Descubrir que soy el último de esa generación es algo triste”. 

Lea más en El País