Sociedad

“La Virgen del Valle quiere juntos a todos sus hijos”

Más de 11.000 devotos veneraron a las patronas de Oriente y de Venezuela

Virgen del Valle

Ayer, cuando la Virgen de Valle cumplió 106 años de su coronación canónica, 11.000 devotos se congregaron cerca de las 9:00 am frente a la basílica de donde la Virgen del Valle, bañada en gloria, salió custodiada por integrantes de la Armada que formaron un corredor en su honor. Se escucharon llantos de emoción entre los presentes, así como aplausos y cantos que colmaron la explanada frente a la basílica menor, lugar que quedó pequeño para albergar a los feligreses que solo estaban alrededor de la iglesia, sin contar los que se encontraban más distantes.

El Obispo de la Diócesis de Margarita, monseñor Fernando Castro Aguayo, presidió la santa misa solemne en honor de la celebración del Día de la Virgen del Valle, que este año se realizó en la explanada y no en el campo eucarístico como en otros años. Allí destacó el acto como una fiesta religiosa y transmitió un mensaje de unión para lograr un entendimiento basado en el reconocimiento y en aprender a escuchar al otro.

Castro Aguayo se refirió a los necesitados que llegan esperanzados para ser escuchados por la santa madre. “Aquí viene el anciano, los rostros que revelan hambre, la madre pidiendo por su hijo, el hambriento, el enfermo, el que decidió buscar un futuro mejor y le pide que le dé fuerzas. Ella a todos los recibe con su amor; por eso debemos tener la capacidad de reconocer y escuchar al otro en todos los ámbitos, nuestra Virgen da fuerza para la rectificación. Pedimos a las autoridades fomentar un ambiente de mejores condiciones”.

El obispo destacó el amor de los fieles por la Virgen: “De toda Venezuela se congregan aquí –y de todo el mundo– porque confían en su amor; la Virgen del Valle está encarnada en el pueblo. Esta es una fiesta religiosa; en las casas, en los pueblos la tienen y la veneran”. Insistió en que la Virgen quiere que sus hijos estén juntos cumpliendo sus mandamientos.

Durante el día se celebraron tres oficios religiosos y una procesión. La primera fue la del gallo, a las 12:00 am, a la que asistieron aproximadamente 5.000 personas. Ofició el padre Luis Eloy Serrano, párroco de la basílica menor, acompañado de sacerdotes de las parroquias de la isla. Luego la misa de la aurora,  a las 5:00 am, con 10.000 feligreses. Ambos oficios se efectuaron en la basílica.

A las 5:00 pm culminó la celebración con la procesión de la Virgen y el rezo del santo rosario en la explanada.

En el estado Nueva Esparta se respiró un ambiente de paz, alegría, confraternidad y tranquilidad. En los 11 municipios del estado también celebraron la fiesta en honor de la Virgen del Valle con misas, procesiones y recorridos.  

Rezaron por diálogo al celebrar aparición mariana en Guanare

El obispo de Portuguesa ofició la misa por los 365 años de la presentaciónla Virgen de Coromoto. Los fieles oraron en la basílica

Daniel España

Guanare

Los fieles marianos se congregaron como todos los 8 de septiembre en la Basílica Menor Santuario Nacional Nuestra Señora de Coromoto para conmemorar los 365 años de la aparición de la patrona de Venezuela. Este año se rezó por el diálogo en el país.

Monseñor José de La Trinidad Valera Angulo, obispo de la Diócesis de Guanare, llamó a los gobernantes a llevar sus gestiones en función de la palabra de Dios, y pidió a estos y a todo el pueblo dejar de ver los defectos ajenos y ver la incapacidad que muchos tienen para entrar en un diálogo, porque el diálogo es de personas inteligentes y adultas.

“Los que dan golpes son los que no tuvieron una familia donde aprender. Nadie es imprescindible, por eso debemos dialogar a tiempo; el diálogo es crecer, es de adultos y es libertad, pero hay algunos que no quieren ser adultos ni libres, desgraciadamente”, expresó Valera Angulo.

Como es costumbre, la ceremonia eclesiástica fue abierta con la procesión de los Indios de Tostós, estado Trujillo, que rinden honores a la patrona con bailes y cánticos antes de la entrada de la reliquia escoltada por los sacerdotes de las diócesis y parroquias de la entidad federal.

Monseñor Valera Angulo inició la homilía con la frase “que el hombre se convierta en la palabra que escucha”, exaltando con ello que la palabra más noble y pura que existe, la de Dios, la palabra que todos deben imitar. “Al comulgar nos comemos la palabra de Dios; descubramos en la vida real esa gran riqueza que es la palabra de Dios”, expuso.

El lunes 11 de septiembre se conmemoran 65 años de la coronación canónica de la Virgen de Coromoto como patrona nacional. El acto será en el campo de coronación en Guanare la semana próxima y oficiará también el obispo de Guanare.

El obispo invitó a todos a no vivir de eslogan, y que la fiesta de la Virgende Coromoto este año no se quede en aplausos, porque la vida se debe asumir con libertad y adultez  para no convertirse en “bueyes embozalados” y dejar de lado la libertad que logró Cristo para todo el pueblo.