Histórico

Una revista utilizó como tinta la sangre de donantes VIH+