Histórico

La Paciencia: Florencia Alvarado, una propuesta estremecedora

El trabajo fotográfico de Florencia Alvarado (1) es de una impecabilidad y una potencia inusual. En efecto, mi encuentro con esta creadora en días pasados me permitió estar frente a un alma de gran sensibilidad y con una fuerza y garra muy raras en el panorama del arte actual. La efervescencia de Alvarado y su capacidad para fluir de un tópico a otro, así como para inaugurar nuevos discursos se da no solo en el ámbito de su propuesta estética, sino de la cotidianidad misma. Esta fotógrafa es un territorio abierto a la experimentación y al discurso que llega a los límites y los transgrede.De modo que hay un plano en el trabajo de esta artista en el cual son abordados temas que tienen que ver con la intimidad y con territorios oscuros del alma, pero hay otra instancia en la que estos tópicos son (re)presentados de acuerdo a un preciosismo y a una impecabilidad de gran excelencia. Incluso, hay una dimensión muy poética en la manera cómo es planteada su propuesta. Hay facetas de ella que recuerdan a la obra de un Ruven Afanador, de Avedon, de Helmut Newton y también de las intensas Nan Goldin y Diane Arbus. Quizá la marca generacional en la cual está imbuida Alvarado ha redundado en este profuso eclecticismo.Esta artista sostiene que en su obra el erotismo no es predominante, sino más bien una arista infrecuente que puede apreciarse, por ejemplo, en su serie, Índice, huella y memoria. No obstante, hay que decir que existe un tono de lo erótico en su línea creativa referido a la vitalidad que ella expresa. Adicionalmente este trabajo inaugura formas de gran sobriedad apolínea que redundan per se en un planteamiento donde lo exquisitez minimal expresa un mundo pleno de lo bello por lo bello.Hay, asimismo, una instancia de la memoria y del tiempo en la obra de Florencia. Ello se ve en el registro de los propios espacios íntimos, al igual que en la mirada a las atmósferas del hogar como certidumbre de lo que no se dice, o de aquello que paradójicamente la fotógrafa titula como La Casa habla y que es evidencia de una obra profundamente arriesgada.A nivel formal estamos en presencia de una mirada muy sedimentada donde los aspectos relativos a lo cromática y a las rítmicas inherentes al color, así como las texturas y la composición misma configuran un espacio que es en sí un canto poético. No en balde la fotógrafa nos comentó su admiración por artistas que elaboraron un discurso estético desde la piel, tal como fue el caso de Ana Mendieta.La pulsión de Alvarado por indagar más allá de las cosas en una suerte de geografía del cuerpo donde se conjuga lo formal y lo conceptual es tema central en su serie Nuevos hallazgos. La agudísima inteligencia de esta artista le ha llevado a concebir un mundo donde la sistematización de los eventos en una suerte de ?cosmos? simplificado que expresa la totalidad del universo real es su gran preocupación, en este caso quizá sea ello lo que la está llevando por las aguas del minimalismo.De igual modo, su inquietud en torno al sujeto actual es de suma importancia. Para Alvarado, son vitales las coordenadas en las cuales se sitúa este sujeto en tanto generador de un discurso indecible que solo puede ser asido a través de sus vestigios en el entorno circundante. La fotógrafa busca pistas y a través de diversos estadios temporales va (re)creando un sujeto que aparentemente es el otro, pero que al indagar en las profundidades oceánicas de su propuesta se torna en ella misma; suerte de demiurgo que inaugura mundos, tiempos y nuevas  interrogantes.La tensión estética ?e incluso erótica? que hay en su obra es rasgo que inquieta a la artista; para ella lo esencial es lo que se insinúa, al igual que el planteamiento de una realidad y de situaciones que han sido trastocadas. Hay, a nivel de tópicos, un profundo matiz rococó, que se contrapone radicalmente con los acabados minimalistas de su obra total.Con Florencia Alvarado asistimos a la manifestación en el tiempo de una figura con una profunda dimensión histórica. Su territorio es atemporal.(1) La obra de Florencia Alvarado puede ser vista en http://florencia-alvarado.com/